Alimentación

¿Es el aceite de aguacate tan sano como el de oliva?

Marco Herrera

Foto: Bigstock

Domingo 29 de diciembre de 2019

6 minutos

El aceite de aguacate es tan versátil y tiene tantos usos culinarios y saludables como el de oliva

¿Es el aceite de aguacate tan sano como el de oliva?
Marco Herrera

Foto: Bigstock

Domingo 29 de diciembre de 2019

6 minutos

El aceite de aguacate y el aceite de oliva son recomendados por sus beneficios para la salud. Ambos contienen grasas saludables para el corazón y se ha demostrado que reducen la inflamación y protegen contra las enfermedades cardiovasculares. Sin embargo, mucha gente puede preguntarse en qué se diferencian y si uno es una opción más saludable. Comparamos estos dos aceites para que te puedas hacer una idea de sus propiedad y de lo que aportan a nuestro cuerpo uno y otro. 

¿Qué es el aceite de aguacate?

El aceite de aguacate se extrae del fruto del árbol de aguacate, que contiene aproximadamente un 60% de aceite. Aunque es nativo de América Central, el aguacate ahora se produce en muchos lugares del mundo. Puedes comprar aceite de aguacate refinado o sin refinar. La versión sin refinar está prensada en frío, conservando su color y sabor natural.

Por el contrario, el aceite de aguacate refinado se extrae con calor y, a veces, con disolventes químicos. Típicamente, el aceite refinado se blanquea y desodoriza, dando como resultado un producto menos sabroso. El aceite de aguacate es versátil y tiene usos culinarios y para el cuidado de la piel. Innumerables estudios han relacionado el aceite de aguacate con poderosos beneficios para la salud, incluyendo niveles reducidos de colesterol LDL (malo) y triglicéridos.

Aguacate y su aceite

Aceite de oliva

El aceite de oliva está hecho de aceitunas prensadas. Hay muchas variedades disponibles, incluido el aceite de oliva puro, virgen extra o virgen. El aceite de oliva virgen y extra virgen se extrae mediante prensado en frío. El aceite de oliva etiquetado como "aceite de oliva" o "puro" contiene una mezcla de aceite prensado en frío y aceite refinado que se ha extraído mediante productos químicos o calor.

Es fácil incorporar aceite de oliva en tu dieta, ya que en nuestra dieta mediterránea a menudo se usa como aceite de cocina y de inmersión. Al igual que el aceite de aguacate, el de oliva ha sido promovido por sus beneficios potenciales para la salud, incluido un menor riesgo de ciertos tipos de cáncer y mejores niveles de colesterol y azúcar en la sangre.

Cuál es la diferencia entre aceite de oliva, virgen y extra

Comparación nutricional

Los perfiles nutricionales del aceite de aguacate y el de oliva son similares. Ambos proporcionan la misma cantidad de calorías por porción y sus perfiles de ácidos grasos son igualmente similares. Ambos contienen cantidades iguales de grasas saturadas, y aunque el aceite de aguacate es ligeramente más alto en grasas poliinsaturadas, la diferencia es insignificante.

Tanto el aceite de aguacate como el aceite de oliva están compuestos principalmente de ácido oleico, un ácido graso monoinsaturado omega-9 beneficioso. Los estudios han demostrado que los alimentos ricos en ácido oleico pueden beneficiar su salud. En particular, pueden ayudar a reducir la inflamación y los niveles de presión arterial.

Aceite de aguacate

Comparación de beneficios

Tanto el aceite de oliva como el aceite de aguacate ofrecen numerosos beneficios para la salud.

Contenido antioxidante

Los antioxidantes son sustancias que reducen el estrés oxidativo al combatir los radicales libres en tu cuerpo. Tanto el aceite de aguacate como el de oliva contienen estos poderosos compuestos, particularmente la vitamina E. Dicho esto, el aceite de oliva puede contener un poco más de vitamina E que el aceite de aguacate, ya que un estudio demostró que 1 cucharada (15 ml) de aceite de aguacate contiene aproximadamente el 23% de la valor diario de vitamina E, mientras que el aceite de oliva proporciona el 33%.

Además, los dos son particularmente ricos en luteína, un antioxidante que beneficia especialmente la salud de la piel y los ojos. Los estudios han demostrado que la alta concentración de este antioxidante en el aguacate y el aceite de oliva puede ayudar a proteger su piel de los dañinos rayos UV y la luz visible.

Aceite de oliva

Salud de la piel

El aceite de aguacate y el de oliva benefician tu piel, en gran parte debido a su perfil de ácidos grasos y contenido de vitamina E y luteína. Se ha demostrado que la aplicación de aceite de aguacate puede ayudar a calmar la piel seca, agrietada o dañada. Además, puede ayudar al tratamiento de la psoriasis. Un pequeño estudio encontró que la aplicación de una crema tópica que contiene aceite de aguacate y vitamina B12 mejora los síntomas de la psoriasis.

Los estudios en animales también han observado que el aceite de aguacate puede ayudar a la curación de heridas al aumentar la producción de colágeno y disminuir la inflamación. Del mismo modo, el aceite de oliva se ha utilizado durante mucho tiempo en productos cosméticos y para el cuidado de la piel. Numerosos estudios han señalado los efectos beneficiosos del aceite de oliva en la salud de la piel, incluida la prevención de infecciones y ayudar a curar quemaduras, cortes y heridas por presión.

Aceite de oliva virgen (Bigstock)

Absorción de nutrientes

Los altos niveles de grasas monoinsaturadas tanto en el aguacate como en el aceite de oliva pueden ayudar a tu cuerpo a absorber nutrientes importantes. Esto es especialmente cierto para los carotenoides, un tipo de antioxidante que se encuentra en muchas frutas y verduras coloridas. Son solubles en grasa, lo que significa que tu cuerpo los absorbe mejor cuando se consume junto con alimentos ricos en grasas.

Curiosamente, un estudio encontró que comer una ensalada aliñada con aceite de aguacate aumentó significativamente la absorción de carotenoides de las verduras. Del mismo modo, agregar aceite de oliva a un vaso de zumo de tomate aumenta la absorción del licopeno carotenoide.

Sobre el autor:

Marco Herrera

… saber más sobre el autor