Alimentación

¿Qué es la cúrcuma y cómo se utiliza? Manual de uso de esta preciada especia

Ruth Macarrón

Foto: Bigstockphoto

Domingo 20 de octubre de 2019

3 minutos

Esta raíz de origen oriental se está popularizando en Occidente por sus múltiples propiedades

¿Qué es la cúrcuma y cómo se utiliza?

ACTUALIZADO

La cúrcuma se ha utilizado desde hace siglos en la gastronomía india. Forma parte de la mezcla de especias que conocemos como curry. Su intenso color amarillo ha servido tradicionalmente como colorante y tinte, de hecho este fue su primer uso entre el 610 a.C. y el 320 a.C, pero recientes estudios que destacan sus propiedades terapéuticas recomiendan introducirla en nuestra dieta a diario. Y no es para menos, pues la cúrcuma se ha convertido en un poderoso superalimento que puede velar por nuestra salud.

¿Qué es la cúrcuma?

Se trata de una planta herbácea de la que se emplea la raíz, de color amarillo, muy característica de los platos con curry de la comida india. En la alimentación industrial podemos encontrarla como un aditivo, el E100, que puede ser de origen natural o sintético.

¿Cuáles son las propiedades de la cúrcuma?

La Dra. Odile Fernández, médico de familia conocida por sus libros con consejos para evitar el cáncer, habla de la cúrcuma como un potente alimento anticancerígeno, “probablemente el alimento más anticáncer que existe”. Basándose en estudios científicos, explica que la curcumina, una sustancia presente en la cúrcuma, tiene principios antitumorales y es capaz de frenar el crecimiento de muchos tipos de células anticancerígenas, además de controlar la metástasis y potenciar la actividad de la quimio y radioterapia, a la vez que protege a los órganos de sus efectos nocivos, por lo que su uso es muy recomendado en dietas para pacientes oncológicos.

Cúrcuma

Se recomienda para personas con riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares, porque puede ayudar a bajar los niveles de colesterol, y también a diabéticos. Además destaca su uso como antiinflamatorio, muy adecuado en casos de artritis reumatoide y molestias musculares, y para prevenir enfermedades como el párkinson o el alzhéimer. Sin embargo, la cosa no acaba aquí:

  • La cúrcuma también facilita el metabolismo de las grasas al mejorar la producción de bilis en todos los sentidos. Recordemos que esta sustancia se encarga de descomponer las grasas en ácidos grasos a través del tracto digestivo. Por este motivo, suele recomendarse en casos de colesterol o triglicéridos altos y diabetes.
  • En este sentido, suele destacar igualmente como una planta digestiva que alivia la sensación de empacho, previene la formación de gases y evita la indigestión.
  • La curcumina de la que antes hemos hablado actúa como un depurativo hepático, rejuveneciendo las células de este órgano y deteniendo los posibles daños que pueda sufrir.
  • Según algunos expertos, esta especia tan popular disfruta de propiedades antidepresivas al estimular el sistema nervioso y relajar nuestro estado de ánimo.
  • La cúrcuma también es un gran aliado de nuestros ojos y nuestra piel, pues debido a los antioxidantes que incluye previene la degeneración macular, favorece la curación de las úlceras y heridas, y puede resultar muy beneficiosa para la psoriasis y afecciones similares.
Cúrcuma

¿Cómo tomar la cúrcuma para obtener sus beneficios?

Para beneficiarse de sus virtudes, es necesario tomar al menos 5 gramos de cúrcuma al día, pero hay que ingerirla junto con pimienta (como en el curry) y aceite de oliva o de lino. Parece que sus propiedades también se multiplican cuando se asocia con cítricos, soja o té verde, por lo que una buena idea sería preparar una infusión de té verde, cúrcuma y pimienta, aderezada con unas gotas de limón. También puedes añadirla a discreción en tus guisos o ensaladas, su sabor un poco picante te ayudará a entrar en calor, como el jengibre.

Otra opción es adquirirla en concentrados y jarabes, dos variedades que suelen usarse para dar sabor y riqueza nutricional a bebidas de preparación casera. Además, aunque este modo de uso no sea muy habitual, también es posible encontrar la cúrcuma en aceites, que aplicados sobre la piel pueden actuar como calmantes ante contracturas musculares o inflamaciones reumáticas. Sea cual sea la dolencia que quieres tratar, consulta antes con tu médico cuál es el producto que más beneficios puede proporcionarte.

¿Es buena para todo el mundo?

A pesar de los increíbles beneficios que aporta a nuestra salud, la cúrcuma también es un ingrediente rico en micotoxinas, por lo que su consumo no debe superar la cantidad diaria recomendada expuesta anteriormente. Por ejemplo, sus potentes efectos antiinflamatorios y anticoagulantes pueden interaccionar con los medicamentos anticoagulantes y antiagregantes. Tampoco se recomienda su consumo antes de una intervención quirúrgica, ya que puede afecta a la coagulación de la sangre.

Asimismo, un uso desmesurado de dicha especia puede provocar diarrea, úlceras e incluso sangrado intestinal. Motivo por el que las mujeres embarazadas deben limitar su presencia en la dieta, al igual que las personas que padecen una enfermedad renal o sufren problemas hemorrágicos.

Y aunque a veces ayuda a la bilis a hacer su trabajo en el organismo, las personas que ya presenten alguna dificultad en este sentido o sean propensas a los cálculos renales podrían experimentar un aumento del riesgo en la producción de cólicos. Por eso, ante cualquier duda, lo mejor es consultar con tu médico, así evitarás males indeseados.

2
Irene Hace 6 meses
Una información super interesante! Si os interesa complementar estos datos podéis leer este artículo sobre cúrcuma: https://www.conmuchagula.com/todo-lo-que-debes-saber-sobre-la-curcuma/
patricio acabal Hace 6 meses
en guatemala tienen extencion¡ quiero mas informacion llamar al numero 40382156