Preguntas

¿Cada cuánto tiempo deben ducharse las personas mayores?

Verónica Mollejo

Foto: Bigstockphoto

Domingo 20 de octubre de 2019

1 minuto

El cuidado de los pies o la higiene bucal son dos aspectos importantes para la tercera edad

¿Cada cuánto tiempo deben ducharse las personas mayores?

La higiene es un aspecto fundamental en la salud de cualquier ser humano, sin embargo, las personas mayores deben extremar la precaución en este sentido pues, además de mantener su cuerpo limpio y aseado, les ayuda a prevenir algunas enfermedades y fomentar unos hábitos de vida saludables.

No es ningún secreto que una buena ducha nos ayuda a eliminar gérmenes y bacterias, dos de los principales enemigos de nuestro sistema inmunológico. Y no solo eso, también estimula la circulación, ayuda a eliminar las toxinas, induce a un estado de relajación y mejora el autoestima, entre otros beneficios.

No obstante, esto no significa que debas darte una ducha varias veces al día, de hecho, este gesto desmedido puede provocar justo el efecto contrario: debilitar la piel y dejarla más expuesta a las infecciones, según un estudio de la Universidad de San Diego, en Estados Unidos. Entonces, ¿cuánto debe ducharse una persona mayor para disfrutar solo de sus ventajas?

Ducha

Los extremos siempre son perjudiciales

Como ocurre con todo, los extremos siempre deben evitarse. No ducharse lo suficiente es igual de perjudicial que ducharse demasiado, el término medio es lo adecuado. Pero, ¿este dónde se encuentra? Antes de desvelar la respuesta, es importante aclarar que no existe una regla oficial que determine la frecuencia o el número de veces que debes hacer uso de la ducha.

Obviamente, cada persona conoce su propio cuerpo y la facilidad que este tiene para ensuciarse, pero la mayoría de expertos coinciden en que lo mejor es ducharse una vez al día. Sobre todo si esto incluye el uso de jabones, esponjas o productos similares que desgastan el microbioma cutáneo, que es una capa de bacterias inofensiva que recubre la piel. Es aquí donde reside el problema.

Si frotamos demasiado esta superficie acabaremos eliminándola, lo que deja vía libre al resto de microorganismos, algunos de ellos perjudiciales. Por lo tanto, lo mejor es darse una única ducha con todos los productos que esta conlleva. En cambio, si quieres mantener una higiene durante el resto del día, siempre puedes echarte un agua para eliminar cualquier rastro de suciedad. Con eso será suficiente para mantener a salvo tu salud.

0

No hay comentarios ¿Te animas?