Tecnología

Falsos seguidores, claves para identificarlos

Ignacio Casanueva

Jueves 7 de mayo de 2020

2 minutos

El uso de perfiles falsos como seguidores es un hábito ya extendido en las redes sociales

Falsos seguidores, claves para identificarlos

Hace unos días saltaba la polémica sobre la actividad en Facebook del Ministerio de Sanidad. En concreto sobre la cantidad de perfiles que reaccionaban a una de sus publicaciones, la mayoría de ellos falsos. Es decir, no había una persona real que reaccionara a la publicación.

A raíz de este debate surgió una búsqueda intensiva sobre los fake followers, o perfiles falsos, que apoyan o engrosan los números de políticos, instituciones y partidos.

Para quien lea por primera vez este nuevo anglicismo, fake followers, traemos una breve quía con la cual entenderlos.

¿Qué son?

Son perfiles en distintas redes sociales como Twitter, Facebook o Instagram, que no pertenecen a una persona real. Su principal objetivo es seguir a otros perfiles con el fin de que éstos aumenten así su número de seguidores. De esta manera, puede parecer que una persona tiene mucha influencia y notoriedad en la red social en la que cuente con este tipo de followers.

Redes sociales

¿Cómo los detectamos?

Si eres activo en una red social, seguramente hayas visto alguno de estos perfiles o te haya sorprendido las consecuencias de quienes hayan comprado estos seguidores.

  • Subida repentina en el número de seguidores: En un perfil normal, (excluyendo las personas con millones de seguidores) un pico de subida se puede traducir con total seguridad en una compra detrás. Salvo que haya habido una acción especial como, por ejemplo, algún evento en el que el influencer se haya expuesto a un gran público, estos picos de seguidores suelen ser bastante sospechosos. 
  • Baja tasa de interacción y participación con otros usuarios: La gente con un gran número de seguidores normalmente sigue a gran cantidad de amigos con los cuales interaccionan a través de comentarios, likes, etc. Si un perfil no interacciona con otros habitualmente y, a su vez es “exitoso”, puede ser un indicio de que gran parte de sus seguidores sean falsos.
  • Calidad del contenido del perfil: Un perfil cuyas fotos o posts se ven a simple vista que están poco trabajados, sin pensárselo o incluso repetidos…pero que tiene muchos seguidores. A priori, esto puede levantar sospechas, porque una persona que tiene muchos seguidores, por lo general, es aquella que cuida cómo, cuánto y qué comunica, y cuando es de calidad, la gente lo recibe bien y se convierte en fiel seguidor.
  • Proporción de seguidores y seguidos: Toda persona que se abra una cuenta en una red social, solicitará a sus amigos un seguimiento mútuo. De esta forma la proporción es 1:1. Pero si se trata de un bot, normalmente tiene una cantidad muy elevada de seguidores, ya que el perfil se ha creado con esa finalidad, pero no de personas a las que se siguen.
  • Contenido escaso: Viendo con lupa los perfiles falsos podremos ver que no tienen fotos, cuentan con escasas o ninguna publicación, y la información de la biografía es pobre.

¿Cualquiera puede tener seguidores falsos?

Sí, si pagas. Este mercado “negro” ha subido como la espuma al mismo tiempo que crecían las redes sociales, por lo que no es difícil encontrar empresas que ofertan paquetes de seguidores falsos a precios bastante asequibles (apenas unos euros), e incluso ofrecen compra de interacciones. De esta forma tú mismo puedes obtener en conjunto o por separado followers, likes y comentarios.

Si quieres ser influencer en las redes, esta es una forma pero al igual que tus seguidores compartirás una palabra: fake

0

No hay comentarios ¿Te animas?