Salud

¿Qué son las calcificaciones?

Ignacio Casanueva

Domingo 21 de junio de 2020

2 minutos

Esta patología acompaña muchas veces a otra previa, la cual es la causante de su aparición

¿Qué son las calcificaciones?

Una molestia en la mano, dolor en un lateral de la pierna, un bulto duro que ha ido creciendo… estos síntomas pueden llevarnos a alerta, pero hay una respuesta mucho más común: una calcificación.

Como su propio nombre indica, se trata de una molestia relacionada con el calcio. En concreto es una acumulación en cualquier parte del cuerpo de este mineral, y que en la mayoría de los casos se descubre al estudiar a un paciente por una causa diferente. Es más frecuente verlo en edades avanzadas, pero puede afectar a cualquier persona sin importar si es hombre o mujer.

Nuestro organismo elimina el exceso de calcio mediante la orina, pero hay veces que esto no ocurre, o no se hace el filtro de forma tan efectiva, de modo que esa cantidad de calcio que queda en nuestro cuerpo se acumula y se concentra en zonas del cuerpo donde comienza a endurecerse.

Se trata de un proceso natural, que no provoca síntomas por si mismo, aunque es la localización donde se produzca este endurecimiento la que causa las molestias: dolor, debilidad muscular, calambres, aumento de las veces que se rompe un hueso, un bulto palpable...

bigstock Normal Chest X ray Of Old Pati 213376141

Como se ha mencionado antes, en ocasiones el descubrimiento de esta dureza se deba a la exploración corporal por otra causa. Y es que las calcificaciones pueden estar derivadas de otra enfermedad. Por ello el tratamiento no será hacia la calcificación, sino a la patología que la provoca evitando así que sigan formándose estos depósitos cálcicos.

Entre estas patologías hay que destacar la arteriosclerosis, cuando las arterias se visualizan calcificadas, lo que supone un factor de riesgo importante para el desarrollo de enfermedades cardiovasculares; el calcio excesivo en las mamas, para lo cual se realizarán revisiones de ecografías y mamografías de forma periódica; la Enfermedad de Paget o tumores

Tratando la enfermedad se trata la calcificación, pero si no hubiera patología y el depósito de calcio impide una correcta movilidad articular o conlleva una limitación funcional importante, la cirugía se considera el tratamiento de elección.

Las calcificaciones, si no son derivadas de una enfermedad, podríamos decir que son fortuitas, pero siempre hay factores de riesgo para su aparición: el consumo excesivo de alcohol, padecer lesiones de tipo infamatorio o tener antecedentes de trastornos en el metabolismo del calcio.

0

No hay comentarios ¿Te animas?