Cultura

¿A qué huelen las mejores obras del Museo del Louvre?

Verónica Mollejo

Foto: Buly 1803

Lunes 29 de julio de 2019

1 minuto

El célebre museo parisino ha creado una línea de perfumes inspirados en sus obras maestras

¿A qué huelen las obras del Museo del Louvre?

¿Alguna vez te has preguntado a qué huele una obra de arte? Esta es la cuestión que ha inspirado al Museo del Louvre (@MuseeLouvre) y la maison de culto Officine Universelle Bully (@Buly1803), también conocida como Buly 1803, una perfumería legendaria que abrió sus puertas por primera vez en la capital francesa a finales de siglo XVIII y que sigue inalterable al paso del tiempo.

Juntos han sacado adelante un proyecto que ha cautivado y sorprendido no solo a los amantes del arte, también a aquellos que saben apreciar el valor y la exquisitez de las fragancias más artesanales. Bajo el nombre Del museo al perfume, ambas instituciones han sacado a la venta una colección compuesta por ocho colonias basadas en algunas de las obras más significativas del museo.

La Venus de Milo huele a jazmín y mandarina

Con una única condición, no elegir a la inigualable Mona Lisa, el Museo del Louvre invitó a ocho de los mejores perfumistas de Francia para que recorrieran todas sus estancias y escogieran su obra preferida, con el objetivo de elaborar después un aroma capaz de transmitir las sensaciones que dicha creación suscita a los espectadores que tienen la suerte de admirarla.

San José Carpintero, de Georges de la Tour, que huele a madera de cedro, pimienta rosa y vetiver; La Venus de Milo, que transmite un aroma fresco a mandarina, ámbar y jazmín; La Victoria de Samotracia, que evoca un olor a nardo, magnolia y mirra; o Conversación en un parque, de Thomas Gainsborough, que ha sido representada con una fragancia a base de rosas otomanas, menta y bergamota, son algunas de las obras que han sido seleccionadas y forman parte de la colección.

Además de dichos aromas, de los cuales algunos han requerido un proceso de creación sumamente laborioso, la colección incluye postales, velas y jabones perfumados.

En cuanto a las fragancias, todas ellas elaboradas sin alcohol, estarán disponibles en la boutique del museo hasta enero de 2020, al igual que en la página web de Officine Universelle Bully. Los productos disponibles van desde los 150 euros de los perfumes, hasta los 7 euros de las postales.

0

No hay comentarios ¿Te animas?