Sociedad

El centenario Lealtad de Villaviciosa, el único equipo del fútbol español que permanece invicto

Antonio Castillejo

Miércoles 13 de marzo de 2019

4 minutos

El centenario equipo de fútbol asturiano lucha por ascender a la segunda división B

Club Lealtad de Villaviciosa

El C.F. Lealtad de Villaviciosa es club de fútbol del grupo dos de la tercera división, a la que descendió el pasado año, que está escribiendo una página de oro en su centenaria historia. A día de hoy es el único equipo del fútbol español que aún no ha sido derrotado en lo que llevamos de temporada. Cuando ya se han disputado 28 jornadas, sólo le restan diez para finalizar el torneo y alcanzar la liguilla para el anhelado regreso a segunda división B. El equipo asturiano ha logrado 21 victorias y 7 empates, lo que le sitúan como líder de la categoría con 70 puntos (77 hicieron en el último ascenso), a 6 del segundo, después de haber marcado 51 goles y sólo haber recibido 12, lo que le convierte además en el equipo menos goleado de toda Asturias.

Club Lealtad de Villaviciosa

Con un presupuesto que el pasado año fue de 300.000 euros y este de tan sólo 170.000, hay que hacer milagros para mantener a sus 17 equipos de base en las distintas categorías, además del que marcha líder imbatido en la tercera división, “porque tenemos mucho fútbol base, de hecho yo, además de presidente soy el entrenador del equipo deportivo, llevo la dirección deportiva, me encargo de lavar la ropa… no tenemos ningún empleado, lo hacemos todo un grupito de amigos y yo”, explica Pedro Méndez ‘Pedrin’, presidente del equipo y principal responsable de este milagro futbolístico, en un club que que cuenta con cerca de 500 socios y juega sus partidos en el campo municipal de Les Caleyes, con capacidad para 2.000 espectadores.

Pedro Méndez "Pedrín"

El nuevo ascenso está muy cercano pero el presidente no se confía, “el Marino que va segundo viene muy fuerte detrás y no queremos descolgarnos, pero en cualquier caso tiene mérito la temporada que estamos haciendo con lo poco que tenemos, porque este es un club que tiene muy poco, muy poquito. Somos un pueblo con sólo 5.000 habitantes y nos hace mucha ilusión ganar el campeonato”.

Marcelino García Toral lo cambió todo

A sus 41 años, ‘Pedrín’, lleva 29 años ligado al Lealtad, desde que entró como jugador a los 12 y ascendió con el equipo a segunda B, siendo su entrenador el entonces tan joven como desconocido Marcelino García Toral, actual técnico del Valencia. “Yo con Marcelino tengo una amistad especial, es casi como mi familia, me siento muy unido a él, y fue ‘Marce’ el que cambió la historia del Lealtad en todo, en hacerlo más profesional, en los entrenamientos, en la nutrición… en todo”, asegura.

Pedro Méndez con Marcelino Méndez

Pedrín llegó a la presidencia del equipo en 2012, se encontró con un panorama terrible que parecía abocar a la desaparición del club. “Teníamos 180.000 euros de deuda y estábamos a un punto de bajar a Preferente. Se debía dinero a todo el mundo: futbolistas, entrenadores, proveedores, pero hicimos lo que pudimos, es decir de todo para sobrevivir. Fiestas por todas partes, torneos… y también nos ayudó mucho el gran periodista, tristemente desaparecido hace tres años, Gaspar Rosety, que nos consiguió las camisetas de Casillas, Mata y Cazorla cuando España quedó campeona de Europa para subastarlas…. Salimos adelante y lo hicimos muy bien porque fichamos a un montón chavales de Regional, una docena, gastándonos sólo 4.000 euros. Quedamos sextos y al año siguiente fuimos campeones y ascendimos por segunda vez en nuestros 103 años de historia a Degunda División B”.

El nuevo ascenso está muy cercano pero el presidente no se confía, “el Marino que va segundo viene muy fuerte detrás y no queremos descolgarnos, pero en cualquier caso tiene mérito la temporada que estamos haciendo con lo poco que tenemos, porque este es un club que tiene muy poco, muy poquito. Somos un pueblo con sólo 5.000 habitantes y la verdad que nos vendría muy bien quedar primeros este año porque eso supondría poder jugar la Copa del Rey la próxima temporada y eso supondría un gran empujón”.

Un poco de historia

Junto al mar, la localidad asturiana de Villaviciosa es famosa por sus espectaculares paisajes y su potente industria sidrera, es la casa de la Sidra el Gaitero. Lo que no es tan conocida es su relación con el mundo del fútbol, a pesar de venir de lejos. Su cercanía con Gijón, donde existían varios clubs que empezaban a adquirir cierta importancia, hizo que este deporte pronto se difundiera entre la juventud local, en torno a 1915, con la creación del Athletic Club, una asociación de la que apenas se recuerda nada salvo que fue la primera.

Lealtad 1916

Sin embargo ,la constitución del Club Deportivo Lealtad Villaviciosa todavía tendría que esperar un año y sería, curiosamente, teniendo como telón de fondo el Ateneo Obrero, un centro cultural donde se impartían clases a los hijos de los empleados en las industrias de la localidad. El Ateneo Obrero fue un gran impulso cultural y el fútbol, como deporte que empezaba a cautivar, fue el elegido por sus 40 socios para matar los ratos de ocio. Así, en abril de 1916 quedaba constituido el Club Deportivo Lealtad, disputando su primer encuentro el 26 de mayo, frente al rival local Athletic Club, imponiéndose el C.D. Lealtad por 7-2.

El éxito del resultado y la seriedad con la cual se tomaron los distintos socios el Club, abrieron las puertas para disputar bastantes encuentros frente a otros clubes asturianos hasta, ahora hace cien años, en 1919 fue inscrito en la Federación Asturiana. Y tras deambular por la tercera división en la temporada 97-98 dio el salto a Segunda B cuando entrenó al equipo Marcelino García Toral, un salto que la labor de Pedro Méndez ‘Pedrín’ mantiene hasta hoy con el equipo a las puertas del ascenso.

1
Carlos Hace 6 meses
Este es el fútbol de verdad. El presupuesto de todas las secciones de este club invicto es menos de lo que gana Neymar en una semana en el PSG.