Sociedad

Un estudio identifica cuáles son los más de 50 efectos a largo plazo del Covid-19

65ymás

Foto: Bigstock

Miércoles 1 de septiembre de 2021

4 minutos

Fatiga, dolor de cabeza o pérdida de cabello son alguno de esos efectos

Un estudio indentifica más de 50 efectos a largo plazo del COVID-19
65ymás

Foto: Bigstock

Miércoles 1 de septiembre de 2021

4 minutos

Investigadores del Centro de Neurorregeneración de Houston Methodist en Estados Unidos han identificado más de 50 efectos a largo plazo del COVID-19, estos síntomas persistentes varían de leves a debilitantes y duran de semanas a meses después de la recuperación inicial, según informa Europa Press.

En el estudio, que ha sido sobre una muestra de 47.910 pacientes, encabeza la lista la fatiga en un 58%, seguido de dolor de cabeza (44%), trastorno de atención (27%), caída del cabello. (25%), dificultad para respirar (24%), pérdida del gusto (23%) y pérdida del olfato (21%).

Otros síntomas se relacionaron con enfermedades pulmonares, como tos, malestar en el pecho, disminución de la capacidad de difusión pulmonar, apnea del sueño y fibrosis pulmonar; problemas cardiovasculares, como arritmias y miocarditis; y problemas inespecíficos, como tinnitus y sudores nocturnos. Los investigadores se sorprendieron al encontrar también una prevalencia de síntomas neurológicos, como demencia, depresión, ansiedad y trastornos obsesivo-compulsivos.

Los afectados por COVID-19 que tienen dolor de cabeza presentan un mejor pronóstico

Además, encontraron que el 80% de los adultos recuperados tenían al menos un síntoma a largo plazo que duraba de semanas a meses después de una infección aguda con COVID-19 leve, moderada o grave.

Para evaluar estos efectos a largo plazo de COVID-19, el equipo de investigación, liderado por Sonia Villapol, identificó un total de 18.251 publicaciones, de las cuales 15 cumplieron con los criterios de inclusión para su estudio. Los estudios revisados por pares que analizaron se realizaron en los EEUU, Europa, Reino Unido, Australia, China, Egipto y México y consistieron en datos publicados antes de 2021, siguiendo cohortes de pacientes que iban desde 102 a 44.799 adultos de 17 a 87 años.

Los estudios recopilaron información de encuestas de pacientes autoinformadas, registros médicos y evaluación clínica, con un tiempo de seguimiento posterior al COVID que varió de 14 a 110 días. Los pacientes hospitalizados por COVID-19 constituyeron el 40% de los estudios y el resto siguió a una combinación de pacientes con COVID-19 leve, moderado y grave.

Estos alimentos son buenos para tus pulmones. Foto: bigstock

El análisis, que ha sido publicado en Nature's Scientific Reports, realizó una revisión sistemática y un metanálisis de estos estudios para estimar la prevalencia de todos los síntomas, signos o parámetros de laboratorio anormales que se extienden más allá de la fase aguda de COVID-19. Midieron varios biomarcadores, que incluyen radiografías o tomografías computarizadas de tórax anormales, riesgo de coágulos sanguíneos, presencia de inflamación, anemia e indicadores de posible insuficiencia cardíaca, infección bacteriana y daño pulmonar. Encontraron que el 80% de los adultos recuperados tenían al menos un síntoma a largo plazo que duraba de semanas a meses después de una infección aguda con COVID

En total, el equipo identificó 55 síntomas persistentes, signos y resultados de laboratorio anormales, con la mayoría de los efectos persistentes similares a la sintomatología desarrollada durante la fase aguda de COVID-19. Al identificar estos mismos efectos persistentes en varios países, los investigadores dicen que su estudio confirma que la carga del COVID prolongado es sustancial y enfatizan la urgencia de reconocer estas complicaciones crónicas, comunicarlas claramente a la comunidad y definir estrategias terapéuticas para evitar las consecuencias a largo plazo del COVID-19.

Sobre el autor:

65ymás

… saber más sobre el autor