Practicopedia

Cómo limpiar espejos para que no se empañen

Olga Selma

Foto: BIgStock

Domingo 12 de septiembre de 2021

3 minutos

Tener que limpiar los espejos después de la ducha puede ser muy molesto

Cómo limpiar espejos para que no se empañen
Olga Selma

Foto: BIgStock

Domingo 12 de septiembre de 2021

3 minutos

Para limpiar un espejo y que no queden marcas solo necesitas un cubo para hacer una mezcla de agua, jabón y vinagre blanco y aplicarla con papel de periódico. Para secar el espejo, te irá bien un papel de periódico seco. Pero si además es el espejo del cuarto de baño y quieres evitar que se empañe con el vapor del agua caliente de la ducha, debes seguir estos consejos.

Prepararse por la mañana y tener que limpiar los espejos después de la ducha puede ser muy molesto. Dado que a la mayoría de las personas les gusta afeitarse o limpiarse después de la ducha, la necesidad de un espejo transparente es primordial. Por lo tanto, si desea ahorrar tiempo por la mañana, aquí hay algunas formas de evitar que el espejo del baño se empañe.

bigstock limpiar un espejo

Sin marcas ni vapor

-Crema de afeitar: La crema de afeitar es en realidad un gran elemento disuasorio para los espejos empañados. La próxima vez que te afeites antes de la ducha, enjabona el espejo con crema de afeitar y límpialo con una toalla. El espejo estará libre de empañamiento durante algunas semanas.

-Vinagre: puedes preparar una solución 50% de vinagre y 50% de agua también funcionará. En lugar de comprar un producto limpiador para espejos que contendrá numerosos componentes químicos, puedes usar este limpiador totalmente natural. Simplemente debes verter una taza de agua y una taza de vinagre en una botella rociadora. Limpia el espejo con una toalla y el vidrio debe permanecer a prueba de vapor durante unos días. El vinagre tiene olor, pero debería desaparecer en una hora. En cualquier caso, puedes agregar jugo de limón para dar a tu baño una nota de frescor.

-Una ligera capa de jabón líquido para lavar platos también puede funcionar. Coloca unas gotas de jabón en la palma de tu mano y enjuaga. Pasa esta mano enjabonada por la superficie del espejo y luego límpiala con una toalla de papel. El espejo permanecerá transparente todo el día; y puedes repetir el proceso al día siguiente.

En el caso de que no hayas seguido ninguno de estos consejos y necesites desempañar tu espejo rápidamente, puedes usar el secador de pelo para eliminar el agua condensada de tu espejo, enfocando el aire caliente hacia la superficie.

Sobre el autor:

Olga Selma

Olga Selma es redactora especializada en temas de salud, alimentación y consumo.

… saber más sobre el autor