Deporte para mayores

¿Es mejor caminar o correr?

Manuela Martín

Foto: Bigstock

Martes 6 de julio de 2021

3 minutos

Ambas son beneficiosas para nuestra salud, pero dependerá del estado físico de cada persona

¿Caminar o correr? Foto: bigstock
Manuela Martín

Foto: Bigstock

Martes 6 de julio de 2021

3 minutos

Tal y como hemos indicado en esta sección en muchas otras ocasiones, cada actividad deportiva dependerá del estado físico y de salud de cada persona. Por ello, ambas actividades son beneficiosas siempre que la lleve a cabo la persona correcta.

En los últimos tiempos hemos oído hablar del power walking o lo que es lo mismo andar deprisa, para muchos, el nuevo running.

Ambas actividades tienen muchas ventajas y beneficios en común. No obstante, cada actividad aportará más o menos beneficios en función de aquello que se quiera tratar en cada persona.

A nivel cardiovascular, por ejemplo, tanto correr como caminar tiene beneficios para la salud muy similares siempre que la distancia recorrida sea la misma, es decir, no importa el tiempo ni la velocidad.

Del mismo modo, se ha detectado que ambas acciones reducen el riesgo de desarrollar hipertensión, exceso de colesterol, diabetes o una enfermedad coronaria en los seis años siguientes al inicio de la actividad física. En el caso de la diabetes tanto correr como caminar puede reducir en un 12% la probabilidad de sufrir esta enfermedad. Sin embargo, en el caso del colesterol, la hipertensión y la enfermedad coronaria, caminar es ligeramente mejor que correr, reduciendo el riesgo entre un 7 y un 9% frente a un 4%, respectivamente.

¿Caminar o correr? Foto: bigstock

Aunque será el nivel físico de cada persona el que marque el nivel de intensidad, lo cierto es que para obtener el máximo beneficio cardiovascular es preciso alcanzar entre 120 y 140 pulsaciones por minutos durante un mínimo de 45 minutos. Por ello, en el caso de andar, debemos hacerlo a un paso acelerado para que sea un ‘power walking’.

Desde el punto de vista de las articulaciones, se aconseja caminar antes que correr ya que, durante esta última actividad, especialmente según el terreno en el que lo practiquemos, articulaciones como las de los tobillos soportan una gran carga corporal pudiendo provocar otros problemas como la artrosis. Por lo tanto, aquellas personas con problemas de artrosis recomendamos evitar correr.

Si lo que deseas es perder peso ambas actividades están recomendadas, eso sí, tendremos que andar más tiempo y a un paso más acelerado para conseguir los mismos resultados que al correr.

Por todo ello, tal y como indicábamos, es complicado indicar si es mejor correr o caminar, ya que e deben evaluar las ventajas y desventajas de cada persona para determinar cuál se adapta mejor a nuestras necesidades.  

Sobre el autor:

Manuela Martín

Manuela Martín es redactora especializada en temas de salud y ocio.

… saber más sobre el autor