Consumo

Préstamos al consumo: información poco clara antes de contratar

Beatriz Torija

Martes 4 de mayo de 2021

4 minutos

El Banco de España pide prudencia a los consumidores y no contratar un prestamo sin analizarlo bien

Diferencias entre préstamo personal, al consumo y rápidos
Beatriz Torija

Martes 4 de mayo de 2021

4 minutos

Más del 37% de los consumidores no recibe información clara antes de contratar un préstamo, en particular de las consecuencias que trae consigo el impago del mismo y solo un 13% de ellos reciben asesoramiento sobre el tipo de productos o servicios que se adecúan a sus necesidades y situación financiera.

Son algunas de las conclusiones que se desprenden del estudio 'Consumer credit market malpractices uncovered', llevado a cabo por la organización europea Finance Watch, en colaboración con tres asociaciones miembro: la Asociación de Usuarios Financieros, ASUFIN, en España; la Universidad de Cork, en Irlanda, y Credere, en Rumanía.

Durante la investigación, se encontraron tipos de interés excesivamente elevados. El valor mínimo encontrado fue del 7,43%, en préstamos personales a medio plazo, mientras que el máximo se disparó al 30.341% en préstamos sin garantía a corto plazo. El estudio pone de manifiesto la necesidad de que los préstamos por debajo de los 200 euros entren en el ámbito de aplicación de la Directiva de crédito al consumo (CCD), que entró en vigor en 2008.

Es crucial, según ponen de manifiesto los datos, que haya una regulación adecuada de los mercados de crédito al consumo que prevenga del préstamo irresponsable, de los obstáculos en la concesión del crédito, así como también del exceso de endeudamiento. Para la presidenta de ASUFIN, Patricia Suárez, los resultados exponen el riesgo de sobreendeudamiento que corren los consumidores debido a las malas prácticas en la contratación que agrava el problema de morosidad en los préstamos.

Préstamos al consumo: información poco clara antes de contratar

El banco de España alerta de los prestamos preconcedidos

Un préstamo preconcedido es aquel que el banco ofrece al consumidor, habitualmente cliente de la entidad, sin que medie previa solicitud. Generalmente lo ofrecen a través del correo electrónico, del SMS, cada vez que acudes al cajero o cuando abres la app de tu banco. Normalmente, estos préstamos se tramitan muy rápido, ya que el banco ha realizado un estudio previo de la capacidad económica del cliente y pone a su disposición un importe máximo que considera viable.

El Banco de España ha lanzado una alerta, precisamente por esas facilidades que ofrecen las entidades financieras. El organismo regulador pide calma a los consumidores y que valoren antes de contratar el préstamo si realmente es necesario. Dice el BdE que las consecuencias pueden ser difícilmente ausmibles en algunos momentos. No en vano, según el Boletín Económico, ‘Los tipos de interés de los préstamos personales y las características de los hogares’ del regulador, en España los tipos de interés de los nuevos préstamos personales son más elevados que en los países de nuestro entorno.

El Banco de España recomienda a los consumidores, preguntarse, en primer lugar, si realmente necesitan ese dinero, que habrá de devolver con un interés. “No son gratis e implican una importante responsabilidad”, alerta el organismo gobernado por Pablo Hernando de Cos.

En segundo lugar recomienda a los consumidores echar cuentas y valorar si podrán devolver el préstamo sin problemas. Finalmente, pide comparar. Que tu banco de ofrezca un crédito y su contratación sea muy sencilla, casi sin papeleo, no significa que tenga las mejores condiciones. Otros bancos pueden tener ofertas interesantes con mejores condiciones.

Las entidades reducen su oferta de préstamos preconcedidos

De acuerdo con los datos de un análisis realizado por el comparador financiero HelpMyCash, se ha pasado de un 90% a un 60% de oferta. "Se trata de ofertas muy personalizadas y la pandemia ha hecho que se reduzcan en más de 30 puntos porcentuales, aunque esto no significa no poder obtener financiación", explican.

Lo que ahora ocurre es que, al existir menos ofertas, los bancos se centran en los clientes premium. No necesariamente los que tienen más dinero, sino aquellos que llevan más tiempo en el banco, que no tienen otros créditos vigentes o que su ratio ingresos-gastos es más sano.

Sobre el autor:

Beatriz Torija

Beatriz Torija es periodista y documentalista, especializada en información económica. Lleva 20 años contando la actualidad de la economía y los mercados financieros a través de la radio, la televisión y la prensa escrita. Además, cocina y fotografía.

… saber más sobre el autor