Pensiones

Las mujeres mayores de 65 años cobran 11.400 euros menos que los hombres

Pepa Montero

Foto: E.P.

Jueves 7 de marzo de 2019

3 minutos

Madrid, Ceuta y Cataluña lideran el podio de la brecha salarial

Las mujeres mayores de 65 años cobran 11.400 euros menos que los hombres
Pepa Montero

Foto: E.P.

Jueves 7 de marzo de 2019

3 minutos

Trabajo cifra en un 35% la brecha de género en las pensiones públicas

Las mujeres cobran casi 4.900 euros menos que los hombres según el informe Brecha salarial y techo de cristal, realizado por los Técnicos de Hacienda (Gestha), donde se evidencian las grandes diferencias de sueldo por sexo, sectores de actividad y provincias, usando los datos estadísticos de la Agencia Tributaria.

Lo más llamativo y preocupante del informe es que la brecha salarial se agiganta con la edad, al punto de que las mayores diferencias de sueldo se localizan a partir de los 65 años, cuando las mujeres cobran de media 11.400 euros menos que los hombres.

La edad también penaliza a las mujeres entre los 56 y 65 años; un periodo especialmente decisivo por ser la antesala de la jubilación. Pues bien, en esta franja de edad los sueldos de las mujeres son 9.614 euros inferiores a los de los hombres.

Los cálculos de Gestha demuestran que, en términos relativos sobre el sueldo de la mujer, las mayores de 65 años no prolongan su actividad laboral en la cúspide retributiva, pues la brecha salarial a partir de esa edad es de un 136,6%.

Regiones más desiguales

Madrid, con una diferencia de 20.321 euros entre mujeres y hombres mayores de 65 años, lidera la brecha salarial. Le siguen Ceuta, donde las mayores de 65 años ganan de media 18.763 euros menos; y Cataluña, con una diferencia de 14.219 euros en las retribuciones femeninas y masculinas.

En el grupo de edad entre 56 y 65 años, el mapa de la desigualdad también señala a Ceuta (-15.302 euros) y Melilla (-14.914 euros), seguidas por la Comunidad de Madrid, donde las mujeres perciben 13.286 euros menos que los hombres.

Doble pinza: precariedad y techo de cristal

Las causas de la brecha salarial en este grupo de población se deben, por un lado, a que “las mujeres ocupan mayoritariamente los trabajos más precarios, con jornadas parciales”, y por otro lado, al techo de cristal, ya que “a partir de los 60.000 euros anuales apenas copan un tercio de los puestos de trabajo, desplomándose a casi dos de cada diez trabajadores en el top salarial con ingresos superiores a los 126.000 euros”, detallan los autores de este estudio.

¿Cómo cerrar la brecha?

En los últimos 12 años, la distancia salarial de la mujer respecto al hombre se ha reducido en apenas 672 euros. De continuar a este mismo ritmo, harían falta 87 años para eliminarla, según los cálculos de Gestha, y de ahí que urjan a tomar medidas urgentes.

Entre las últimas acciones anunciadas, los Técnicos de Hacienda señalan como un primer paso el decreto aprobado por el Gobierno para aumentar los permisos de paternidad y la obligatoriedad de que las empresas registren los sueldos desagregados por sexo para evitar discriminaciones e incluyan auditorías salariales en los planes de igualdad.