Pensiones

Los pensionistas volverán a la calle el 13 de noviembre contra una reforma "al dictado de la banca"

Andrés Ramos

Jueves 28 de octubre de 2021

6 minutos

Reclaman la dimisión de Escrivá, jubilación a los 65 años y marcha atrás con los planes privados

Los pensionistas volverán a la calle el 13 de noviembre contra una reforma "al dictado de la banca"
Andrés Ramos

Jueves 28 de octubre de 2021

6 minutos

Después de la masiva manifestación del pasado 16 de octubre en Madrid, los pensionistas volverán a salir a la calle el próximo sábado 13 de noviembre "en defensa de las pensiones públicas" y "contra los recortes y la privatización". En esta ocasión, esta nueva movilización tendrá lugar en los distintos municipios y ciudades de España 

Las protestas están convocadas por la Coordinadora Estatal por la Defensa del Sistema Público de Pensiones (COESPE), Unidad COESPE, Asociación Jubilación Anticipada Sin Penalizar (ASJUBI40), Movimiento de Pensionistas de Euskal Herria (EHPM), Movimiento Andaluz en Defensa de las Pensiones Públicas (MADPP), Movemento Galego pola Defensa das Pensións e os Servizos Públicos (MODEPEN), así como por plataformas de pensionistas de diferentes localidades del país.

Según el manifiesto firmado por estas asociaciones, que lleva por título "el Proyecto de Ley de Escrivá no debe ser aprobado", esta nueva jornada de movilización tiene el objetivo de "defender nuestras pensiones públicas y demandar al Gobierno que ponga fin a los anunciados recortes, a las pensiones de miseria y a los planes privados de empresa".

"Expresamos nuestro desacuerdo con el Pacto de Toledo y con el plan del Gobierno de reforma de las pensiones que lo desarrolla, liderado por el ministro Escrivá, que hace caso omiso de las reivindicaciones urgentes por las que venimos luchando desde hace más de tres años y que no pueden esperar ni un día más. Reclamamos la dimisión de Escrivá", señalan.

Igualmente, subrayan que la reforma que esperan por parte del Ejecutivo de Pedro Sánchez es "que se blinden las pensiones públicas, dignas justas y suficientes". "Esta nueva reforma (la tercera en 10 años), al dictado de la banca y el poder financiero, se traducirá, si no somos capaces de remediarlo, en recortes de las futuras jubilaciones, y en un plan de privatización del sistema público de pensiones. Además, y entre otras cosas, tampoco garantiza la capacidad adquisitiva de las pensiones a partir del 2022, al establecer un sistema de cálculo del IPC que no permite revisar los recortes hasta pasados los 5 años", afirman.

Por ello, instan "a todos y cada uno de las y los parlamentarios del Congreso de los Diputados a rechazar la reforma contenida en el Proyecto de Ley presentado en el Congreso y votar en contra de él".

En este mismo manifiesto, las plataformas firmantes recuerdan cuáles son sus reivindicaciones:

  • Las pensiones mínimas deben elevarse hasta equipararse al Salario Minimo Interprofesional y este situarse en el 60% del salario medio, según recomienda la Carta Social Europea.
  • Deben derogarse las reformas de pensiones del 2011 y del 2013 y las reformas laborales de 2010 y 2012, que recortan las pensiones y reducen salarios y cotizaciones sociales.
  • La jubilación debe volver a los 65 años para crear empleo, mitigar la pobreza y la brecha de genero.
  • Los coeficientes reductores de la jubilación anticipada con 40 años cotizados deben ser eliminados.
  • Hay que establecer medidas efectivas para acabar con la brecha de género en salarios y pensiones.
  • La capacidad adquisitiva de las pensiones debe garantizarse a través de revisiones anuales, que recojan como mínimo el incremento del coste de la vida.
  • En caso de ser necesario, y como establece la legislación actual, el pago de las pensiones públicas debe garantizarse a través de los Presupuestos Generales del Estado, sin que se convierta en deuda de la Seguridad Social.

 

Pensionistas 16-O Madrid

Contra el macrofondo público de pensiones

Igualmente, destacan que "frente a las falsedades que desde hace años se difunden interesadamente en los medios de comunicación, las pensiones públicas son sostenibles" y, por eso, exigen "que las cuentas estén claras".

También rechazan que los recursos de la Seguridad Social se destinen a planes privados de empresa, así como a ningún macrofondo que fomente las pensiones privadas, medidas que, a su juicio, "rompen el carácter solidario del sistema público de pensiones, cuando lo necesario es reforzar y mejorar el sistema público de reparto".

"Nuestras reivindicaciones van acompañadas de nuestra voluntad de diálogo. Los firmantes demandamos una vez más interlocución directa con el Gobierno en todo aquello que atañe a las pensiones. Este es un problema que se está planteando en toda la Unión Europea, que mediante el PEPP (Plan Europeo de Pensiones Privadas) propone avanzar hacia sistemas de privatización de las pensiones públicas. Por ello llamamos a compartir esta lucha a todos los pensionistas europeos, desarrollando conjuntamente acciones para hacer frente común a las intolerables pretensiones de Bruselas", señalan.

"El día 13 de noviembre nadie puede faltar a la cita. Hacemos un llamamiento a que todas las plataformas de pensionistas, y organizaciones sociales, se sumen a esta convocatoria. Parar la reforma Escriva no solo es un problema de los pensionistas, sino de toda la sociedad. Ese sábado 13-N, en las ciudades más importantes de los pueblos y comunidades del Estado tenemos una cita para conseguir nuestras reivindicaciones y echar atrás los planes del Gobierno de privatizar y reducir aún más las pensiones. La movilización es nuestra garantía. ¡Gobierne quien gobierne las pensiones se defienden!", concluye el manifiesto.

Sobre el autor:

Andrés Ramos

Andrés Ramos

Andrés Ramos es licenciado en Periodismo por la Universidad Rey Juan Carlos y redactor especializado en temas de política y sociedad. Ha trabajado en diferentes medios, como la agencia de noticias Europa Press o el diario digital La Voz Libre. También tiene estudios en marketing digital, posicionamiento SEO y redes sociales.

… saber más sobre el autor