Gastronomía

Cloud Eggs, así se preparan los huevos que triunfan entre los gourmets

Verónica Mollejo

Foto: Bigstockphoto

Martes 16 de julio de 2019

1 minuto

Los famosos clouds eggs, o huevos nube, son una de las tendencias gastronómicas del momento

Cloud Eggs, así se prepara la nueva tendencia gastronómica

Los huevos son uno de los ingredientes más versátiles de la cocina. Combinan a la perfección con un sinfín de ingredientes, protagonizan toda una variedad de recetas y, además, son aptos para la mayoría de técnicas de elaboración. Pasados por agua, cocidos, escalfados, al plato, revueltos, al baño María... Sin embargo, ¿has oído hablar alguna vez de los clouds eggs?

Los también conocidos como huevos nube lideran una de las tendencias gastronómicas del momento. Como su propio nombre indica, este plato destaca frente al resto por que, tras el cocinado, la clara adquiere una apariencia similar a la de una nube: esponjosa y sumamente apetitosa. Además, al prepararse en el horno, apenas tiene grasa y calorías, ideal para aquellas personas que también se preocupan por su salud. ¿Cómo puedes prepararlos?

Cloud Eggs

Cómo elaborar los clouds eggs, paso a paso

  • 4 huevos
  • 4 cucharaditas de queso parmesano
  • Sal y pimienta

Antes de comenzar la elaboración, es necesario precalentar el horno a 230ºC. Acto seguido, debes separar las yemas de las claras y batir estas últimas a punto de nieve, además de añadir una pizca de sal. Cuando lo hayas conseguido, espolvorea el queso parmesano y un poco de pimienta negra por encima de la clara.

Después, pon una hoja de papel de horno encima de una bandeja y forma varios montoncitos con la clara. En este paso, lo mejor es recurrir a los clásicos moldes redondos para emplatar. Cuando tengas la forma, haz un agujero en el centro, donde más adelante incluirás la yema. Hornea las claras, sin las yemas, durante 3 minutos. Un tiempo que, en general, debería ser suficiente para adquirir esa textura esponjosa.

A continuación, saca la bandeja del horno, coloca la yema en el centro de cada nube, salpimenta de nuevo y vuelve a introducir la mezcla en el horno durante otros 2 minutos. Sin dejar que repose ni enfríe, emplata el huevo directamente con ayuda de una espátula. El resultado, que podrás obtener en menos de 15 minutos, es ideal para un desayuno saludable, un brunch de domingo o una cena ligera. ¿A qué esperas para unirte a la tendencia culinaria del momento?

0

No hay comentarios ¿Te animas?