Balbino Lozano
Opinión

Cohousing, vivendas para mayores

Balbino Lozano Vicente
Almajov, viviendas compartidas para mayores y jóvenes con hijos

El nombrecito cohousing refiere a una comunidad de casas privadas agrupadas en extensos espacios comunitarios, cuyo conjunto residencial hay quienes piensan que podría ser la 'panacea' para las personas mayores que dispondrían de una serie de servicios en comunidad, tales como cocina, comedor, lavandería, gimnasio, asistencia sanitaria y un buen número de actividades y servicios sociales compartidos.

La puesta en práctica de este sistema de convivencia parece haber tenido éxito en algunos países, como Dinamarca, o Estados Unidos donde existen alrededor de 84 comunidades funcionando.

En Canarias, hace dos años que funciona una asociación, 'Canarias Cohousing', con el objetivo de crear un espacio en el que los mayores de aquellas islas puedan envejecer en compañía de otros;  se pretende promover nuevos modelos de residencia para la avanzada etapa de la vida, contribuyendo a que las personas vivan en comunidad,  sin perder la autonomía de sus propios  hogares hasta el final de su existencia y que gocen de buena calidad de vida.  Se entiende que así tendrían una vejez activa y saludable, compartiendo sus experiencias con otras personas y disfrutando de numerosos servicios en común.

Es indudable que este nuevo modelo de convivencia puede resultar halagüeño;  pero para  poner en práctica este proyecto se necesita de una importante disponibilidad económica y suficiente espacio urbanizado, amén de costosas infraestructuras.

La imprescindible necesidad de convivencia en comunidad de las personas mayores nadie la puede poner en duda, como tampoco podemos poner en duda que se ha de permanecer activos mientras seamos autosuficientes.  Pero esto hay que conseguirlo manteniendo a las personas en su medio ambiente, en el que han crecido toda su vida, con la compañía de sus convecinos de siempre y ejecutando aquellas actividades que estén a su alcance.

La aventura del cohousing puede poner en riesgo su poco o mucho patrimonio y mi opinión personal es que las novedades en la forma de vida  de las personas mayores no siempre son asumibles.  En cambio, sí es necesario que las Administraciones Públicas acerquen a las localidades de sus respectivas residencias cuantos servicios sean precisos para mantener la adecuada calidad de vida en la vejez.


Balbino Lozano, miembro de la Junta Directiva de Conjupes y Presidente de la Federación de Jubilados y Pensionistas de Zamora.

0

No hay comentarios ¿Te animas?