Alejandro Otero
Opinión

Responsabilidad social empresarial

Alejandro Otero Davila
Responsabilidad social empresarial

En el último tiempo, la RSE se ha transformado en uno de los temas que más interesan en el mundo académico y empresarial, sin embargo, sus bases conceptuales no contemplan la información y formación que necesitan las personas que después de su vida laboral inician su nueva vida social y no pueden compartir e impartir su formación, experiencia profesional y talento adquirido durante su proceso profesional.

Ya desde las antiguas Grecia y Roma vemos indicios de ciertos principios fundamentales, como lo son la filantropía y la caridad, que rigen el actuar de las personas que viven en comunidad para hacer el bien social. Filósofos como Aristóteles, Platón, Freud, Sartre (Colombo, 2008; Mbare, 2007), y teóricos de las ciencias económicas y empresariales como Paccioli (1494), Smith (1776), Nash (1951), entre otros, discutían en sus respectivas épocas temas asociados a la teoría del bienestar y a la inserción de las instituciones del hombre dentro de cada sociedad. Sin duda, los puntos de vista eran distintos. Preocupaciones por el rol del hombre en el desarrollo de la sociedad, las posibles mejoras para sostener el crecimiento económico, las condiciones sociales requeridas para la vida humana, la avaricia humana y sus efectos, entre otros, son ejemplos de cuestionamientos de cada época para fomentar el desarrollo económico y social de cada comunidad (Mbare, 2007) Responsabilidad Social Empresarial Christian Cancino, Mario Morales.

Con la llegada de la nueva generación de personas mayores que se incorpora a partir del año 2025 a su nueva vida después de la laboral, la más formada de nuestra historia, que ha tenido la educación general básica obligatoria, que muchos han estudiado, el bachillerato o formación profesional y un número muy alto tienen estudios Universitarios, nos encontraremos con nuestros hijos, que están formados, con experiencia profesional, talento, que han viajado, conocen idiomas y utilizan las Tecnologías de la Información y Comunicaciones. (Tics)

El acelerado desarrollo científico-tecnológico y la aparición de nuevas formas de organización social con cambios radicales, exigen una revisión conceptual de los actores, así como de los procesos y contenidos de la formación e información que se precisa impartir a estas personas desde las empresas donde ejercen sus profesiones.

En la práctica labor educadora para esta nueva generación en las Aulas Universitarias de Mayores, debe ser conducida de manera activa, participativa, y no solo como un servicio social, alternándose las exposiciones magistrales con los coloquios y acciones de grupo, facilitando el debate entre profesores y alumnos, manejando sus propias experiencias profesionales y sociales, así como sus necesidades e intereses, con espíritu crítico y reflexivo.

Y eso es así, porque tal como están planteados en la actualidad los programas que se imparten en dichas aulas, solo pretenden cubrir un vacío para un porcentaje de personas con ansias intelectuales de aprender, quizás por no haber cumplido sus sueños de cultura a la edad apropiada para ello o por causas diversas, viendo ahora satisfechas sus ilusiones.

Pero sin perder el significado inicial de los Programas Universitarios de Mayores, debemos avanzar con nuevas propuestas, poniendo a la disposición de las empresas la información necesaria para la formación de la nueva generación de personas próximas a su jubilación, dentro de su programa de Responsabilidad Social Corporativa, si la tienen incorporada, y si no, poner en marcha un proyecto de información para las futuras jubilaciones o prejubilaciones que se propongan desde las propias empresas.

Los Programas Universitarios para Mayores (PUM) han venido jugando un papel muy importante desde su creación, como herramienta eficaz y favorable para el Envejecimiento Activo y la Formación a lo largo de la vida, considerando al mayor universitario no solo como beneficiario, sino como agente activo, partícipe y protagonista del desarrollo social, cultural y científico de la sociedad en la que convive. Por ello la Federación Gallega de Alumnos Universitarios Séniors (FEGAUS) está trabajando para poder en marcha un proyecto, que permita a las empresas proponer a sus empleados próximos a la jubilación, la formación e información necesaria de la nueva vida que inicia después de la laboral.

“Intenta aprender algo sobre todo y todo sobre algo”

Thomas Huxley

Sobre el autor:

Alejandro Otero

Alejandro Otero Davila

Alejandro Otero Davila es presidente de FEGAUS.

… saber más sobre el autor