Salud

El riesgo de padecer alzhéimer puede variar según el sexo

65ymás

Lunes 22 de julio de 2019

2 minutos

Así lo confirman varios estudios presentados en el Congreso Internacional de Alzheimer Association

Alzhéimer y demencia senil

Existen diferencias entre hombres y mujeres en lo referido a las características biológicas del alzhéimer, su progresión y el riesgo de sufrirlo. Así lo confirma una de las investigaciones destadacas, que se ha presentado en Congreso Internacional de la Alzheimer's Association 2019 (@alzassociation), celebrado hace unos días en Los Ángeles (Estados Unidos). Cuatro estudios corroboran estas diferencias sexuales que podrían servir para definir perfiles particulares de riesgo y contribuir a que los expertos de este campo tengan un mejor conocimiento de por qué la mayoría de los afectados son mujeres.

En este sentido, existen dos estudios en los que se han hallado, de manera novedosa, 11 genes que influyen -de forma distinta en función del sexo- en el riesgo de padecer la enfermedad, así como diferencias en las conexiones estructurales y funcionales que presenta el cerebro de la mujer y que podrían contribuir a acelerar la diseminación de proteínas anómalas, que guardan una estrecha relación con el deterioro cognitivo que se observa en el alzhéimer y demás demencias.

Además, en otra investigación se indica la posibilidad de que las mujeres tengan un mayor uso de energía cerebral que los hombres, lo que podría explicar su mejor memoria verbal y permitirles compensar más eficazmente los cambios cerebrales que se producen en las etapas tempranas del alzhéimer. Un cuarto estudio llevó a la conclusión de que las mujeres que desempeñan un trabajo remunerado entre los primeros años de vida adulta y la mediana edad muestran, en la vejez, un deterioro de la memoria más lento en comparación con aquellas que no han tenido un empleo asalariado.

Métodos terapéuticos novedosos

En el marco del congreso, un grupo de investigadores ha notificado el inicio del ensayo GAIN, un amplio estudio de fase II/III sobre el alzhéimer leve-moderado que es el primero de estas dimensiones y de ámbito internacional en evaluar un enfoque terapéutico basado en datos de reciente adquisición que apuntan a que la bacteria Porphyromonas gingivalis, que suele asociarse a las enfermedades periodontales, puede infectar el cerebro y provocar alzhéimer. Ya se ha comenzado a inscribir a 570 pacientes de los Estados Unidos y Europa.

En el AAIC 2019 se ha informado también del estudio estadounidense, de la Alzheimer's Association, de protección de la salud cerebral mediante intervenciones en el modo de vida destinadas a reducir el riesgo (U.S. Pointer). Se trata de un ensayo a dos años, aleatorizado y con comparador, de evaluación de si, con intervenciones en los hábitos vitales en las que se aborden varios factores de riesgo de manera simultánea, es posible proteger la actividad cognitiva en adultos de edad avanzada que sufran un mayor riesgo de deterioro de la cognición. En el U.S. Pointer, que ya se encuentra en marcha en cuatro centros sanitarios de Estados Unidos, con un quinto que va a entrar en fechas próximas, se pretende incluir a 2000 participantes de edades comprendidas entre los 60 y los 79 años.

 

0

No hay comentarios ¿Te animas?