Sociedad

Cristóbal Cantos (ASAJA): "No hay que ver a los mayores como una amenaza sino como un valor añadido"

Rocío Fontán Paz

Foto: Rocío Fontán Paz

Miércoles 31 de julio de 2019

5 minutos

Entrevista a Cristóbal Cantos, secretario general de la organización agraria ASAJA-Andalucía

Cristóbal Cantos (ASAJA-Andalucía)
Rocío Fontán Paz

Foto: Rocío Fontán Paz

Miércoles 31 de julio de 2019

5 minutos

Lleva más de 40 años liderando el campo andaluz desde la asociación agraria ASAJA-Andalucía, de la que es secretario general, ha vivido mil batallas defendiendo los intereses del sector y ha sido testigo del proceso de cambio de la agricultura y ganadería o lo que él mismo llama, “del necesitado agricultor al empresario”. Quién mejor que Cristóbal Cantos para tomar el pulso a la ganadería y a la agricultura andaluza.

PREGUNTA: Sin rodeos, cuente a los lectores de 65Ymás cómo está el sector agropecuario y los retos que tiene por delante. Si se atreve haga de futurólogo prevea lo que está por venir.

RESPUESTA: El sector tiene muchos retos por delante y se encuentra con una desasistencia o abandono de los poderes públicos fruto del profundo desconocimiento en las diferentes administraciones. Estamos ante un proceso claro de globalización, en el que el mercado demanda productores fuertes y grandes y, sin embargo, los políticos siguen hablando de pequeños agricultores y hay que hablar de dimensión, facilitarla e incentivarla, como única forma de competir en el mercado global. Incentivar el cooperativismo, las comunidades de bienes o gestión y las sociedades jurídicas familiares.

P.: Durante un largo tiempo el sector desapareció de las agendas de los medios y de los políticos, esta tendencia está cambiando, sobre todo, en Andalucía. ¿Ahora el campo importa?

R.: Importan los votos y en el medio rural hay muchos y hay que conseguirlos. En lugares donde la agricultura es puntera el abandono es menor y en Andalucía es así. Eso sí, no todos los partidos le dan la misma importancia al sector, prueba es la participación en la Comisión de Agricultura del Parlamento Europeo (Comagri), donde nos jugamos el futuro, tenemos la confianza depositada en quienes nos van a representar, Juan Ignacio Zoido (PPE), Clara Aguilera (Socialistas y Demócratas) y Mazaly Aguilar (de Vox, formación integrada en el grupo de Conservadores y Reformistas Europeos) y lamentablemente nadie representa a Ciudadanos. Los partidos españoles se deben poner las pilas, nos jugamos mucho y en Europa se conoce poco de la aportación del sector agrario a los grandes retos, de la salud y la alimentación, de freno al cambio climático, al bienestar animal, al medioambiente y al efecto invernadero, al mantenimiento del paisaje, a la sostenibilidad, etc.

P.: Tras más de 40 años ha llegado el cambio a Andalucía ¿cómo lo está viviendo el sector?

R.: Ha habido gestos importantes, como la rebaja en el Impuesto de Sucesiones y Donaciones pero si queremos motivar el relevo generacional, cada vez más urgente y necesario, hay que avanzar más. Si se pretende que ganemos dimensión de nuestras explotaciones hay, además, que fomentar la unión en vez de la división y, para ello, las administraciones tienen que incentivarlo, existen muchas medidas administrativas y fiscales que continúan penalizando las estructuras societarias empresariales. Y haciendo fuerte el sector agrario, gana la Comunidad.

Entrevista a Cristóbal Cantos, secretario general de la organización agraria ASAJA-Andalucía

P.: En estos momentos en los que se está intentando formar Gobierno de España, se habla mucho de ecología y poco de agricultura.

R.: Es propio del profundo desconocimiento que la sociedad urbanita tiene de la realidad del mundo rural que le rodea. El sector agrario cumple 14 de los 17 objetivos que Naciones Unidas ha establecido en su llamada agenda 2030 sobre el cambio climático y de esta aportación que hacen los profesionales del campo nadie habla.

Otro tema inquietante es el uso constante del sector agrario como moneda de cambio en los acuerdos internacionales, el último, el de Mercosur, supone que Europa incentivará la industria frente la agricultura, es decir, venderemos lavadoras y coches y les compraremos carne, azúcar, soja y cítricos. Estos acuerdos forman parte de lo globalidad en la que estamos pero los estados tienen que analizar y compensar las zonas sensibles que salen muy perjudicadas, y sentiremos graves consecuencias en nuestro modelo de producciones extensivas andaluzas.

El pacto con Podemos, personalmente lo veo con preocupación porque podemos volver al obsoleto modelo agrario propio del siglo XIX, a situaciones ya superadas, es decir, será como vivir una y otra vez “el día de la marmota”.

P.: En su longevo recorrido, quédese con un momento relacionado con el sector que le parezca especialmente destacable y cuente qué le queda por hacer.

R.:  Recuerdo el pacto con el entonces consejero de Agricultura de la Junta de Andalucía en los años noventa, Leocadio Marín. Impulsamos, mirando a Europa, el cambio del modelo agrario y pasamos del productor al empresario. La asignatura pendiente ha sido la simplificación administrativa, cada vez que nuestro políticos han hablado de ello se les ha complicado la burocracia administrativa a los agricultores y ganaderos.

Y de lo que queda por hacer, lo fundamental es reforzar el trabajo hecho desde ASAJA. Estamos ante un sector muy polarizado y disperso en el territorio por lo que es vital la unión que les proporcionamos, para ello, hay que frenar aquellos iniciativas que enredan la actividad y fomentar las que la favorecen.

Y ahora hablemos de 65Ymás…

P.: En el mundo agrario hay un 33,3% de mayores de 64 años… Le lanzo dos preguntas, ¿Qué se puede hacer para hacer el campo más atractivo? ¿Cómo conviven las dos generaciones, los jóvenes y los mayores?

R.:  La piedra angular es la simplificación porque los procesos son tan complejos y duran tanto tiempo que acabamos aburriendo a los jóvenes. Hay que facilitar al máximo que se integren porque sin ellos no hay futuro.

Respecto a la convivencia, es complicada pero yo diría a los jóvenes del campo que no vean a los mayores como una amenaza sino como un valor añadido de sus negocios. El campo es un sector en el que la experiencia te puede salvar un año malo, de una mala cosecha o incluso puedes adelantarte y poner los medios para amortiguar la caída.

P.: Cerramos con la pregunta inevitable, ¿qué le parece la aparición de 65 y Más?

R.: Gran iniciativa, aunque compleja, lo bueno es que detrás hay personas que garantizan el éxito, como Ónega y Herrera, entre otros muchos, porque como dijo Apuleyo, “uno a uno somos mortales pero juntos somos eternos”, y no se nos nota que cumplimos años.