Sociedad

Expertos alertan del "efecto devastador de la muerte en solitario"

65ymás

Lunes 6 de abril de 2020

3 minutos

El doctor Gómez-Batiste augura estrés postraumático en profesionales, familias y enfermos

Expertos alertan del "efecto de la muerte en solitario"

El director de la Cátedra de Cuidados Paliativos de la Universitat de Vic, Observatorio Qualy e Institut Català d'Oncologia, Xavier Gómez-Batiste (@Xgba), ha defendido este sábado sobre el final de la vida de los pacientes con coronavirus: "Aunque el contagio se debe evitar, el efecto devastador de la muerte en solitario también debe evitarse".

En una entrevista de Europa Press, el director científico del programa para la Atención Integral a las Personas con Enfermedades Avanzadas de la Fundació La Caixa (@FundlaCaixa), ha lamentado el impacto ético de esta crisis sanitaria en la gestión de la muerte, que pone sobre la mesa debates como si un familiar puede estar presente o no: "Nosotros promovemos que sí, con medidas de protección. Es inhumano morir solo", y ha reivindicado que pueda estar un familiar presente --que acepte el posible riesgo de contagio--.

"Pensamos que se tendría que permitir, aunque es una decisión ético-clínica complicada", y ha destacado que el colapso y escasez de recursos del sistema sanitario no permite un seguimiento constante de los pacientes, lo que deja a las familias en la incertidumbre y el sufrimiento.

Mucha incertidumbre

"Ahora, de manera brusca, coges la infección con mucha incertidumbre", ha descrito Gómez-Batiste, que lamenta además que estos pacientes deben alejarse físicamente de sus personas queridas y vivir el proceso en solitario, únicamente con contacto telemático.

Al otro lado están los familiares, que no están presentes y no pueden cuidar a sus allegados: "Necesitamos cuidar, despedirnos, abrazarnos y estar presentes, estar toda la familia de una manera colectiva, entender qué pasa", además de que no se pueden practicar ritos funerarios.

Ritos funerarios

Aparte de recomendar el acompañamiento familiar en el último momento –aunque sea de forma delegada a través de la representación de un familiar–, Gómez-Batiste aconseja actos de "reconocimiento y recuerdo" póstumos, dando cabida a ritos funerarios, necesarios para la gestión del duelo.

Gómez-Batiste (director de la Cátedra de Cuidados Paliativos de la Universitat de Vic, Observatorio Qualy e Institut Català d'Oncologia) ha pronosticado que, a medio plazo, los efectos sobre los profesionales, familiares y enfermos recuperados "serán devastadores"; por ejemplo, con cuadros de estrés postraumático.

Ha destacado que hasta el momento, el sistema de salud y la sociedad trabajaba en las condiciones para morir en paz y vivir el proceso de una enfermedad de manera progresiva: "Esta pandemia, en seis semanas, irrumpe de manera brusca y brutal, y rompe todos estos mecanismos de manera absolutamente intensa".

Garzón denuncia que algunas funerarias han subido los precios hasta 2.000 euros en plena pandemia

Documento sobre residencias

"Todo lo que teníamos preparado para dar respuesta está tensionado y con muchas dificultades", segun él, y ha constatado que el sistema sanitario está colapsado y eso mismo sucede a miles de personas en el mismo momento: todo eso dificulta la toma de decisiones clínicas en los cuidados intensivos y paliativos.

Para facilitar la toma de decisiones que ahora se dirimen "de forma rápida e intensa", Gómez-Batiste y expertos de la Universitat de Vic (Uvic), la Cátedra de Cuidados Paliativos, el Institut Català d'Oncologia y la Càtedra de Bioètica - Fundació Grifols han elaborado un documento de consejos sobre decisiones éticas y clínicas en residencias.

Empatía y compasión telemática

 Ante esta situación y con los medios telemáticos al alcance, Gómez-Batiste ha reivindicado que "incluso en momentos difíciles se pueden practicar la empatía y la compasión", también sin estar presentes: ha animado a comunicar telemáticamente un abrazo, preguntar cómo se encuentra la otra persona y ofrecer ayuda.

"Estamos viviendo una situación de estrés. Lo optimista es que estamos viendo respuestas muy bonitas, positivas y comprometidas de gente competente y comprensiva que está dando lo mejor de sí", ha afirmado Gómez-Batiste, que remarca que es un momento para la compasión, la solidaridad y el apoyo.

Este marzo, la Fundació La Caixa ha puesto a disposición de los afectados 230 profesionales para cubrir la atención psicosocial a las unidades afectadas por el virus, en coordinación con 129 hospitales de toda España con 133 unidades de apoyo domiciliario.

0

No hay comentarios ¿Te animas?