Practicopedia

Aprende a utilizar el "clicker" en el entrenamiento de tu mascota

Mariola Báez

Foto: Bigstock

Lunes 4 de noviembre de 2019

2 minutos

Este pequeño instrumento es una herramienta básica para trabajar con tu perro el refuerzo positivo

Aprende a utilizar el clicker para entrenar a tu mascota

El clicker es una especie de pequeña caja que lleva dentro una lengüeta metálica que hace el característico sonido de “clic” que, en poco tiempo, tu perro identificará con precisión. Es simple y eficaz, de hecho, es una herramienta que no falta en cualquier tipo de entrenamiento canino especializado, desde el que recibe un perro guía hasta el que precisa un perro policía o de rescate.  Su uso es sencillo y también es válido para enseñar normas básicas a tu mascota.

¿Cómo es un entrenamiento con "clicker"?

Como explican adiestradores caninos profesionales, lo que primero que debes tener claro es que el sonido de este artilugio siempre debe formar parte de un refuerzo positivo. No se utiliza para dar una orden al animal (error común), sino para indicarle que “lo ha hecho bien” y, en consecuencia, “va a recibir su premio”.

El clicker no es una varita mágica. Adiestrar a un animal requiere tiempo y paciencia pero, es un instrumento muy útil para lograr que el perro relacione su sonido con una recompensa y llegue a entender que ese “deseado y esperado” clic suena justo cuando hace lo que tú le pides.

clicker

En el uso del clicker, controlar los tiempos es fundamental para que realmente resulte efectivo. Si te dedicas constantemente a hacer clic, tu perro no entenderá nada. Con paciencia, debes lograr esa conexión única con el animal, que se establece cada vez que intentas enseñarle algo nuevo. Imagina que quieres que te obedezca cuando le pides que se siente y permanezca inmóvil a la orden de seat! o ¡siéntate! ( o con el gesto o las palabras que quieras), el secreto está en tener el clicker preparado y, en la otra mano, una de sus “golosinas” favoritas. Sabes que los perros son listos, así que, sin "agobiarle", intenta que se siente. Cuando lo haga (o al menos amague con hacerlo) dale al clicker y, pasado unos segundos… premio.

Nadie dijo que fuera fácil. Tendrás que repetir la operación una y otra vez, pero comprobarás qué la relación orden + clic + premio resulta clarísima para él.

Si quieres probar, entre los consejos que ofrece la Escuela Superior de Auxiliares y Expertos (ESSAE), que ofrece formación en Veterinaria, destaca aquel que insiste en que cualquier adiestramiento canino debe iniciarse como una actividad divertida, como un juego en el que participan persona y animal. Primero debes familiarizarte con el sencillo instrumento para no equivocar a tu mascota.

Además, tendrás que darle al clic ante cualquier pequeño progreso y no solo cuando tu perro ejecute la orden a la perfección. Por último, recuerda que debes empezar por entrenamientos cortos (2 – 3 minutos) y, si no sale a la primera, nada de regañarle… al contrario, juega un rato con tu mascota y retoma el adiestramiento al día siguiente.

0

No hay comentarios ¿Te animas?