Cómo

Las distintas maneras de pasear con tu perro llevando bien la correa

Mariola Báez

Foto: Bigstock

Lunes 26 de agosto de 2019

2 minutos

Que vuestra salida resulte un momento placentero depende, en gran medida, de este pequeño detalle

Las distintas maneras de pasear con tu perro llevando bien la correa

La correa y el collar o arnés son los elementos que ponen en contacto a la mascota con su dueño y un paseo que resulte gratificante para ambos depende en gran medida en la manera en la que lleves esa correa.

Determinar la correa adecuada, su holgura, su grosor, su nivel de tensión… es algo que “pactaréis” entre los dos, pero hay una serie de principios básicos que conviene conocer.

Cómo llevar la correa según cada animal y vuestra actividad

Perro y dueño deben formar un binomio perfecto. Como señala el Ilustre Colegio Oficial de Veterinarios de Valencia (@ICOVValencia), el 60% de familias españolas convive con un animal de compañía. Los paseos cotidianos con tu mascota forman parte fundamental de esa convivencia y tal vez los posibles problemas, que pueden surgir en cualquier trayecto, tienen que ver con la correa o con la forma en la que la sujetas.

No hay una mejor que otra, pero existe un tipo de correa y una manera idónea de sujeción, que es justo la más adecuada a las características físicas y al temperamento de cada perro. Algunas “pistas” para saber cuál puede ser la que mejor se adapte a las necesidades de tu mascota (y a las tuyas) son:

  • Correa corta. Una correa con una longitud menor de 1,5-2 metros, puede resultar excesivamente corta y algo "agobiante" para un perro que ya es capaz de pasear contigo de forma confortable. En cambio, son muy útiles en periodos de adiestramiento, en los que es fundamental la cercanía animal-dueño a la hora de transmitir una orden concreta. Una correa corta se lleva con firmeza para que surta efecto evitando “tirones” innecesarios.
  • Correa larga. Larga y gruesa, así es la correa idónea para perros de gran tamaño pero de carácter tranquilo. Nunca debes utilizarlas con cachorros y, en cambio, son las mejores para perros que ya tienen unos años y necesitan su espacio, sabiendo, perfectamente andar a su ritmo adáptandolo  al tuyo,con libertad relativa.

pasear perro con correa1

  • Correa extensible. Es una buena opción para perros pequeños o medianos especialmente activos y "curiosos". Están prohibidas para el paseo de perros potencialmente peligrosos y tampoco con aconsejables para pasear a dos o más perros a la vez.
  • Correa  para perros (y dueños) deportistas. Es básico adaptar el tipo de correa a la actividad que pienses realizar con tu mascota. Si decides salir a correr con tu perro o llevarlo amarrado a tu bici mientras pedaleas, necesitas una correa especial, que no implique peligro alguno teniendo especial precaución con su longitud (peligro de enganche con ruedas). Del mismo modo, si paseas a varios perros necesitas una correa específica, con varios enganches, para que el paseo con todos no revista problema alguno y trasncurra en absoluta armonía.
0

No hay comentarios ¿Te animas?