Practicopedia

Consejos para eliminar el polvo de tu casa durante más tiempo

Manuela Martín

Domingo 8 de noviembre de 2020

2 minutos

Consejos para eliminar el polvo de tu casa durante más tiempo
Manuela Martín

Domingo 8 de noviembre de 2020

2 minutos

¿Te has pasado toda la mañana limpiando y justo al acabar ves que vuelve a aparecer polvo? Sin duda, luchar contra el polvo es una de las tareas más difíciles del hogar, pero es una tarea muy necesaria, ya que la acumulación de polvo, además de ser antiestético, puede derivar en problemas de salud respiratorios.

Para ponerte manos a la obra, te recomendamos que te armes de aspiradora, una buena bayeta de microfibra, un cepillo o pincel pequeño para las zonas más difíciles, así como un guante de lana o un calcetín viejo y ¡adelante! Y eso sí, nuestro principal consejo es que realices las tareas de limpieza con frecuencia y que sigas algunos de los trucos que te contamos a continuación.

Los espacios secos son más proclives a acumular polvo, por ello, es aconsejable contar con un espacio con un equilibrio de humedad de entre el 40% y el 50%. Notarás como las cantidades de polvo acumuladas son mucho menores. Existen aparatos que miden la humedad del ambiente, así como humidificadores que nos ayudan a mejorar la calidad del aire.

Como ves, la humedad es un buen aliado para luchar contra el polvo, por ello, además del humidificador para el ambiente, te recomendamos que limpies las superficies con un trapo mojado para recogerlo ya que, si utilizas uno seco, el polvo puede viajar de un lugar a otro. Por ello, los plumeros no son muy aconsejables, puesto que lo único que hacen es mover el polvo.

La aspiradora debe ser nuestra principal arma para luchar contra el polvo. Después de aspirar el suelo, nuestro consejo es que friegues justo después de haber aspirado a fondo, eliminando así hasta el último resto de polvo y suciedad.

Cómo dar una larga vida a nuestra aspiradora

 

Ten en cuenta la limpieza de todos los tejidos que tengas por el hogar, desde mantas, colchas, cojines, cortinas e incluso las mamparas de las lámparas. Todos ellos, atrapan mucho el polvo con lo cual, tendrás que lavarlos y limpiarlos con frecuencia. En cuanto a las alfombras, si quieres ponerlas, opta por las de material natural y evita las sintéticas, ya que atraen el polvo.  

Las plantas también nos ayudan a filtrar el aire de nuestro hogar, por ello, es recomendable que también limpies sus hojas con frecuencia.

Ventanas cerradas

Aunque es aconsejable y necesario ventilar 10 minutos al día, lo ideal es hacerlo por estancias y no toda la casa a la vez. De esta forma podremos controlar mejor el movimiento del polvo.

Hazlo siempre antes de limpiar. Además, una vez que pase ese tiempo, cierra las ventanas, de esa forma evitarás que siga entrando polvo de la calle.

Y eso sí, si eres de los que su casa parece un mercadillo, recuerda: menos, es más. Cuantos menos objetos decorativos tengas, más limpia permanecerá la habitación.

Escribe tu comentario aquí 0
0

No hay comentarios ¿Te animas?