Consumo

Guerra de los aceiteros contra el Gobierno por los envases de vidrio

Agus Calvet

Viernes 17 de julio de 2020

2 minutos

A partir de 2023 el aceite de oliva virgen extra no podrá envasarse en botellas de plástico

Guerra de los aceiteros contra el Gobierno por los envases de vidrio

El sector de envasado de aceite está revolucionado tras el anuncio del ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, para que a partir de 2023 todo el aceite de oliva virgen extra español se envase en botellas de cristal.

La medida, promovida por el ministro para “poner en valor” el producto y también para apostar por un envase más ecológico, no ha gustado a los aceiteros ya que piensan que esto encarecería el producto.

El borrador del futuro real decreto que incluye esta medida incluye sugerencias del sector, pero también incluye la prohibición de usar envases de PET (un tipo de plástico) para el aceite que se vende en supermercados e hipermercados, a excepción del que se comercializa directamente en cooperativas en garrafas de varios litros.

La medida implicaría utilizar botellas de cristal para los 160 millones de aceite de oliva virgen extra que se venden en estos establecimientos.

Los aceiteros plantean al ministerio por qué solo afecta la medida al virgen extra, no en todos su formatos y no a otros productos de bebidas mucho más utilizados.

Los chinos solo toman aceite de oliva español

 

El temor es que el encarecimiento del producto por utilizar el cristal lo asocie el consumidor con productos gourmet y se reduzca su consumo. "Se podría producir un trasvase a otras categorías del producto o a otros aceites vegetales, además de que se irían al traste los esfuerzos del sector para que el aceite de oliva virgen extra sea un ingrediente imprescindible en las cocinas", advierten desde Cooperativas Agro-Alimentarias de España.

También la patronal Anierac ha indicado que envasar o no en plástico no está relacionado con la calidad. Para ellos, “tanto el plástico como el vidrio cumplen los mismos estándares y mantienen la calidad del producto. Prohibir el envasado de virgen extra en PET desde 2023 nos convertiría en el único país del mundo con una medida así”.

Y sobre la efectividad ecológica de la medida, Anierac indica que, si el impacto en emisión de gases de efecto invernadero del plástico es de 1, el del vidrio es de 2,3. A ello se suma que el plástico pesa veinte veces menos, es más barato y más difícil de romper que el cristal. Desde la asociación aseguran que, “aunque es cierto que el vidrio se recicla eternamente y el PET no, el fundido del primero se hace a 1.500 grados frente a los 300 del segundo, lo que multiplica el gasto eléctrico”.

Lo cierto es que, a pesar de las críticas, la demanda del vidrio para envasar aceite ha crecido un 33% en los últimos cinco años, siendo un material re aprovechable para generar nuevos envases de todo tipo.

0

No hay comentarios ¿Te animas?