Empresas

La ministra Ribera acusa a Endesa de "trucar" las cuentas de la planta de As Pontes

Marta Jurado

Lunes 28 de octubre de 2019

3 minutos

Alerta además del "corto recorrido" de la planta "tal y como la conocemos"

EuropaPress 2396042 La ministra de Transición Ecológica en funciones Teresa Ribera comparece ante los medios de comunicación tras la reunión del Consejo de Ministros en Moncloa en Madrid (España) a 27 de septiembre de 2019

La ministra de Transición Ecológica en funciones, Teresa Ribera, ha acusado a Endesa de presentar unas cuentas "trucadas" en As Pontes (La Coruña), y ha asegurado que la planta "probablemente tenga un recorrido relativamente corto tal y como la conocemos". Lo ha hecho en una entrevista concedida este domingo a la Cadena Ser, en la que ha añadido que "es imposible pensar" que la planta pase de funcionar con carbón a hacerlo "íntegramente con biomasa".

A lo malos augurios sobre el futuro de la planta, se unen -según la ministra-, unas cuentas dudosas en las que Endesa ha intentado dar una "falsa impresión de viabilidad", recordando que los plazos de limitaciones en emisiones de gases de efecto invernadero y del precio del CO2 a partir del 1 enero del 2019, "no eran una sorpresa para nadie".

"Es más, cuando a mi Endesa me comunica que están acometiendo inversiones y que es rentable que puede seguir funcionando en el marco europeo, yo me lo creo. Y me encuentro en junio de 2018 que de las 14 plantas de carbón que había en España (...) no había nada, la negación de la realidad. Se iba a los pueblos a decir que no se preocupen, que vamos a resistir como una aldea gala. Es una irresponsabilidad total, es tomar a la gente por tonta", ha esgrimido Ribera.

Presupuestos sobre precios irreales

Y es que, tal y como ha manifestado en la entrevista a la Cadena Ser, lo que había comunicado la empresa "es muy serio": "Habían hecho cálculos de su rentabilidad y de su viabilidad en base a unos precios de CO2 que sabían que no se iban a materializar, porque la Unión Europea ya había publicado una modificación de su sistema de comercios de emisión que aseguraba que se iba a mover entre 25 y 30 euros la tonelada desde el 1 de enero de 2019".

Sin embargo, en palabras de la ministra, la empresa había hecho "un cálculo de rentabilidad que fijaba el precio de CO2 en el entorno de 5 y 7 euros hasta prácticamente 2013". "Por tanto, eran unas cuentas trucadas", ha concluido.

Biomasa, insuficiente

“La biomasa es una solución que a escala es interesante, pero hay que ver el recurso disponible, en su integridad no es viable, en esto estoy de acuerdo con la Xunta, pero también me parece que tenemos que explorar el margen de viabilidad del que exponemos porque eso nos permite crear un foco de atracción para otras iniciativas en la comarca, que eso es lo importante para la comarca”, sostiene la titular del ministerio para la Transición Ecológica.

En este contexto, Teresa Ribera ha acusado al presidente gallego, Alberto Núñez Feijóo de "demagogia" en la crisis industrial de la Comunidad gallega y dice echar de menos "mayor" colaboración por parte de la Administración autonómica. "Hasta donde yo conozco, el gobierno del señor Feijóo se ha mostrado más colaborador en el caso de Meirama en lugar de combatir negando la realidad", ha añadido.

Los sindicatos siguen encerrados

Precisamente la central de As Pontes- amenazada de cierre- tiene otro conflicto abierto con la negociación encallada del nuevo convenio colectivo, que sigue enfrentando a empresa y sindicatos ante la falta de acuerdo, y cuyo principal escollo es la tarifa de empleado que bonifica parte del recibo de la luz y que afecta a los derechos de 9.000 trabajadores y más de 26.000 extrabajadores jubilados, que han pasado a sufragar el gasto desde el 1 de octubre ante la decisión unilateral de la eléctrica, avalada por una interpretación de la Audiencia Nacional sobre este tipo de "salario en especie". 

Por esta misma razón, la central gallega se unió la semana pasada, junto a otras delegaciones territoriales, al "encierro indefinido" iniciado el 15 de octubre por parte de los principales sindicatos de Endesa en la sede central de Madrid y a la que se han ido sumando estos últimos días otros ocho centros de Endesa (Barcelona, Sevilla, Canarias, Mallorca, Central de Carboneras en Almería, o Centrales Térmicas como Compostilla en Ponferrada, As Pontes en Puentes de García Rodríguez, Andorra en Teruel, ...), según informan los sindicatos.

La posición de Endesa, materializada en los últimos días por el director General de Recursos Humanos de Endesa Andrea Lo Faso que propuso una reunión a puerta cerrada el pasado miércoles, podría haber supuesto un avance. Sin embargo, la exigencia previa de que los sindicatos retiren la demanda por la situación de los pensionistas, "es una muestra más de la reiterada "posición de fuerza” de la empresa y su nula voluntad negociadora", denuncian los sindicatos por lo que el final del conflicto parece lejano.

0

No hay comentarios ¿Te animas?