Economía

IPC: Las legumbres y hortalizas frescas son un 10% más caras que hace un año

P. M.

Martes 13 de agosto de 2019

3 minutos

Los precios de los productos de consumo han subido en 11 regiones en el último año

Las hortalizas frescas se encarecen en el último año.

Las legumbres y hortalizas frescas son los alimentos que más han subido de precio en el último año, puesto que ahora cuestan el 10% más que hace doce meses (en concreto, el 9,8% más). Les siguen las patatas y sus preparados (valen el 7,3% más que en julio de 2018) y la carne de porcino, cuyo coste se ha incrementado en el 4,6%. 

Por el contrario, las mayores bajadas de precios se dan en los aceites y grasas, que ahora cuestan el 13% menos que hace un año. También las frutas frescas (-5%) y la calefacción, alumbrado y distribución de agua (-4,7%) han visto descender su coste en el último año, según los datos publicados este martes por el Instituto Nacional de Estadística (INE @es_INE), que confirman que el Índice de Precios al Consumo (IPC) aumentó el 0,5% en julio en tasa anual, debido al encarecimiento de las gasolinas y los alimentos. En tasa mensual, es decir, respecto a junio, los precios retrocedieron el 0,6%.

 

Captura de pantalla 2019 08 13 a las 9.46.57

Fuente: INE

 

La oficina estadística atribuye el repunte de la tasa interanual del IPC a la evolución de los precios de las frutas, que bajaron menos de lo que lo hicieron en julio de 2018, y al encarecimiento de los carburantes. La tasa interanual de julio es la trigésimo quinta tasa positiva que encadena el IPC. Tal y como detalla el INE, entre los grupos que contribuyeron en julio al ascenso de la tasa interanual de la cesta de la compra se encuentran la alimentación, que elevó cuatro décimas su tasa, hasta el 0,9%, por la evolución del precio de las frutas, y el transporte, cuya tasa anual escaló cinco décimas, hasta el 0,5%, por el encarecimiento de los carburantes. En cambio, la vivienda recortó dos décimas su variación interanual, hasta el -1,7%, por la estabilidad del gas.

Captura de pantalla 2019 08 13 a las 9.46.32
Fuente: INE
 

Los precios mensuales caen el 0,6% por las rebajas

En términos mensuales, el IPC retrocedió un 0,6% en julio animado por los descensos de precios del vestido y del calzado (-12,6%) por las rebajas de verano, y por los alimentos, que recortaron sus precios un 0,3% en el mes debido principalmente al abaratamiento de las frutas. Por el contrario, el grupo de ocio y cultura elevó los precios un 1,6% por el incremento de los paquetes turísticos; la vivienda subió un 0,7% por la electricidad; y los hoteles repuntaron el 0,4% por los servicios de alojamiento.

En julio, respecto a junio, los componentes del IPC que más incrementaron sus precios son el turismo y la hostelería (+1,4%), las publicaciones (+1,3%) y la calefacción, alumbrado y distribución de agua (+1,2%). Por el contrario, los mayores descensos mensuales se registraron en la ropa de niño y bebé (-18,6%), las prendas de vestir de mujer (-14,6%), el calzado infantil (-11,5%) y el calzado femenino (-9,9%).

La cesta de la compra, más cara en 11 regiones

Las estadísticas dadas a conocer por el INE muestran cómo la tasa anual del IPC subió en julio en 11 comunidades autónomas y se mantuvo en Asturias, Cantabria, Extremadura, La Rioja, Navarra y País Vasco.

Los mayores ascensos de precios se registraron en Baleares, Canarias, Castilla-La Mancha, Galicia, Murcia y Castilla y León, con subidas de dos décimas. Las regiones que presentaban en julio las mayores tasas anuales de IPC fueron Navarra (1%) y País Vasco, Cataluña y Madrid, con un 0,8% en los tres casos.

Sindicatos advierten: se encarecen los productos básicos

La Unión Sindical Obrera (USO @USOConfe) aprecia un comportamiento "anormal" en el IPC, al acumular dos descensos "bruscos" en mayo y junio, a pesar del repunte de una décima en julio, hasta el 0,5% interanual, y advierte de que se encarecen los productos básicos. En una nota emitida tras conocer la publicación del INE, la secretaria de Comunicación de USO, Laura Estévez (@LauraEstevezUSO), advierte de que los precios han subido en julio "donde más afecta al bolsillo de la gente", en referencia a productos básicos como alimentación y transporte. Y, sin embargo, el IPC está teniendo un comportamiento "anormal", con dos descensos "bruscos" en mayo y junio que, junto con las estadísticas de empleo, indican que el comportamiento de la economía "está siendo errático e incluso descendente.

También UGT (@UGT_Comunica) resalta que la "atonía" en los precios en España sitúa al país lejos del entorno del 2% de inflación planteado por el Banco Central Europeo (BCE @ecb) como "deseable". De hecho, el sindicato pone de relieve que el IPC armonizado (los precios españoles en relación a los del resto de los países de la Unión Europea), se sitúa en julio en el 0,6% en variación anual, igual a la tasa registrada en el mes de junio, frente al 1,1% adelantado de media de la zona euro, que supondría una reducción de dos décimas respecto al mes de junio.

En todo caso, UGT señala que España continúa creciendo a "buen ritmo", a pesar de una "ligera desaceleración", si bien ve "urgente" un Gobierno "de progreso", ya que "no se recuperen los índices de desigualdad anteriores a la crisis", algo que achaca al "deterioro progresivo" del mercado de trabajo.

0

No hay comentarios ¿Te animas?