Ocio

Hotel Balneario Vichy Catalan: tranquilidad, relajación y salud en un lugar lleno de historia

65ymás

Jueves 12 de diciembre de 2019

5 minutos

Entrevista a Diego Piedra, director de este establecimiento ubicado en Caldes de Malavella (Girona)

Hotel Balneario Vichy Catalan. Programa de Termalismo del Imserso: La lista completa de los balnearios 2020

A un paso de Girona, entre el Montseny y la Costa Brava, encontramos el Hotel Balneario Vichy Catalan, ubicado concretamente en Caldes de Malavella. Se trata de un lugar en el que se puede disfrutar, además del alojamiento y servicios de termalismo, de la tranquilidad y el bienestar. El encanto del modernismo, los extensos jardines, los espacios comunes llenos de historia, el salón cafetería, la terraza, el restaurante Delicius, el jardín interior o la piscina exterior climatizada son sólo algunos de los atractivos de este establecimiento.

El Hotel Balneario Vichy Catalan brinda un ambiente de tranquilidad y relajación, con sus 86 habitaciones, 2 suites y múltiples servicios pensados para que los clientes puedan desconectar de su día a día. Los clientes encuentran aquí una completa oferta de programas y tratamientos que les permite disfrutar de unos días de reposo y ocio en el centro termal. Diego Piedra, que lleva ocho años como director del balneario, explica en una entrevista a 65Ymás el origen de este lugar, las propiedades estas aguas termales o los tratamientos y actividades que encontrarán los clientes.

Hotel Balneario Vichy Catalan

 

PREGUNTA.- Al Hotel Balneario Vichy Catalan le contemplan muchos años de historia. ¿Cuál es su origen?

RESPUESTA.- Se remonta a finales del siglo XIX, concretamente a 1881, cuando el doctor Modest Furest, que era un médico naturista nacido en San Pol de Mar y que estuvo practicando la medicina en Girona, se desplaza hasta aquí con el interés de hacer estudios sobre la esperanza de vida en las diferentes comarcas catalanas. Descubre que aquí, en Caldes de Malavella, la esperanza de vida era muy superior respecto a otros municipios. Comienza a investigar y le cuentan que utilizan fuentes que son de origen termal. Entonces compra el huerto donde está la fuente más significativa, Puig de les Ànimes, donde los pastores le comentaban que tendían a ir a beber las ovejas y cabras. Empieza a analizar el agua de esa fuente con compañeros de Francia, Europa Central y norte de Italia y llega a la conclusión de que tiene propiedades muy beneficiosas para la salud. Se decide a embotellarla y a distribuirla y, a continuación, lo complementa con un balneario. En 1891 se inician los trabajos, con un edificio que es obra de Cayetano Buigas, el mismo arquitecto que el de la estatua de Colón de Barcelona. Se inaugura el 12 de junio de 1898. El balneario fue un punto de referencia para la alta burguesía catalana hasta los años 50 y 60 y ya después, con la llegada de la medicina contemporánea, no despierta tanto interés por las propiedades medicinales del agua, pero sí por el atractivo del edificio -modernismo mudéjar- por su jardín de 20.000 metros cuadrados, por sus actividades, por su personal. En definitiva, porque las estancias son muy gratas.

P.- ¿Qué beneficios tienen estas aguas?

R.- Por un lado, su ingesta facilita las digestiones, porque tiene un alto contenido en bicarbonato. Por otro, diversos estudios han avalado que su consumo hace reducir los niveles de colesterol. Pero también bañarse en agua de Vichy favorece las articulaciones y la piel, siendo un gran remedio contra el acné juvenil.

P.- ¿A qué tipo de tratamientos pueden someterse los que decidan visitar el balneario?

R.- Existen dos líneas de actuación. Por una parte, tenemos tratamientos terapéuticos, que van dirigidos a articulaciones, la clásica técnica terapéutica de los quiromasajistas Y por otra, hay una tendencia cada vez mayor de los clientes que nos visitan: los tratamientos estéticos, como limpieza de cutis, exfoliación, etc. Pero como tratamiento más característico y más reconocido cabe destacar la ducha Vichy, que se hace en cabinas privadas, para una o dos personas. El cliente está tumbado en la camilla y encima tiene unos chorros de agua termal que caen sobre su cuerpo mientras el terapeuta va realizando el masaje. Es el tratamiento más particular y típico del balneario.

Hotel Balneario Vichy Catalan

 

P.- Además del alojamiento y de los servicios de termalismo, ¿de que otras actividades van a poder disfrutar los clientes?

R.- Tenemos un reconocido restaurante, Delicius, que es un referente de la gastronomía de la comarca, y también un bar-cafetería, con una oferta de tapas que se pueden consumir durante todo el día. También hay pádel, ping-pong, dardos, yoga, taichí, pilates... Además, hacemos reuniones de empresas, tanto convenciones típicas, como otras más dirigidas al team building. Para ello contamos con un equipo de animación que durante todo el año realiza distintas actividades tanto en la piscina exterior, que está climatizada, como en los jardines o salas interiores si la climatología no lo facilita. Además, tres días a la semana, los martes, viernes y sábados a las 10 de la noche, ofrecemos actuaciones musicales en directo.

P.- ¿Cómo es el personal que trabaja en el balneario?

R.- Yo que normalmente me he dedicado a la hotelería urbana, he percibido una diferencia sustancial en el personal que trabaja aquí. Son empleados que tienen una atención y dedicación hacia el trato humano mucho más profunda de la que puede haber en un hotel urbano. No sólo los terapeutas, sino todo el personal. Tienen una simbiosis con la clientela que hace que los que nos visitan valoren muy positivamente la calidad del trato.

P.- ¿Cuál es el perfil de vuestros clientes? ¿Os visita sobre todo gente mayor o también se anima gente joven?

R.- La gran sorpresa de los últimos años es que el grupo de edad de entre 25 y 35 años se ha incorporado al grupo hasta entonces más numeroso, el que va de 45 a 65 años. Eso sí, nosotros no somos un centro asistencial, por lo que toda la clientela que hace uso de nuestros servicios es autosuficiente y no necesita ningún tipo de apoyo complementario para su actividad cotidiana.

Hotel Balneario Vichy Catalan

 

P.- Hoy en día, las opiniones de los clientes en plataformas de opiniones como Booking o TripAdvisor son cruciales para establecimientos de este tipo ¿Cuál es vuestra experiencia en este sentido?

R.- Las valoraciones han sido siempre muy favorables. Estamos por encima del 8 en Booking y de las cuatro estrellas sobre cinco en TripAdvisor. Los comentarios de los clientes son muy positivos.

P.- La Navidad es una época ideal para hacer este tipo de planes, ya que muchos tienen la oportunidad de disfrutar de unos días libres. ¿Tenéis actividades u ofertas especiales para estas fechas?

R.- Tenemos una clientela muy fidelizada, que viene 3, 4 o 5 veces al año a pasar 3 o 4 días en cada una de esas estancias, pero la Navidad siempre nos sorprende porque es una temporada muy alta. Llenamos cada año y con bastante anticipación. Y tenemos muchos clientes que repiten año tras año en estas fechas. Organizamos también una fiesta de fin de año para la que un mes antes ya no hay plazas y, desgraciadamente, tenemos que decir a mucha gente que no. Hay muchas familias a las que cada vez les gusta menos elaborar comidas familiares y se trasladan a establecimientos de este tipo. Aquí pueden disfrutar de la tradicional escudella, los canelones de San Esteban... En estos ocho años años que llevo dirigiendo el balneario he visto un gran número de familias que vienen cada año y que ya forman parte de la familia de Vichy Catalan.

P.- A modo de resumen, ¿por qué recomendaría visitar el Hotel Balneario Vichy Catalan?

R.- La experiencia que percibo de los clientes con los que trato es que tienen una vida muy intensa, tanto a nivel profesional como familiar, y que buscan hacer una escapada de dos o tres días para relajarse y poder disfrutar de la tranquilidad que ofrece el balneario. La clientela es muy heterogénea, pero lo que prima es el hacer un break en sus vidas y disfrutar de las aguas de Vichy Catalan. En definitiva, consideramos que una estancia aquí puede resultar muy agradable y placentera y, al mismo tiempo, aportarnos un rendimiento de salud, tranquilidad y bienestar que hace muy interesante pasar unos días aquí.

Hotel Balneario Vichy Catalan
0

No hay comentarios ¿Te animas?