Salud

La curiosa enfermedad del cerebro en llamas: una dolencia autoinmune que puede ser grave

Victoria Herrero

Foto: Bigstock

Sábado 26 de octubre de 2019

2 minutos

El ataque se produce sobre uno de los neurotransmisores clave para la correcta función cerebral

La curiosa enfermedad del cerebro en llamas: una dolencia autoinmune que puede ser grave

El nombre de esta patología autoinmune es cuanto menos llamativo y es que, aunque el cerebro no se encuentre de forma literal en llamas sí que es cierto que las consecuencias de esta grave patología se podrían asemejar a las mismas. Y es que esta dolencia trae consigo una afectación de nuestro cerebro en forma de cambios intelectuales, pérdida importante de la memoria, convulsiones y hasta la propia muerte del paciente que la padece en los casos de mayor gravedad. 

¿Qué sucede en el cerebro de los afectados?

Hace un par de años pudimos conocer un poco más la historia de los pacientes que sufren esta enfermedad cerebral. Es el caso de la periodista Susannah Cahalan que contó en el libro Mi cerebro en llamas: Su mente se convirtió en su mayor misterio (@kailaseditorial) y en una película su dura vida como consecuencia de esta patología. Una dolencia que va destruyendo poco a poco el cerebro debido a ese ataque que se produce sobre el receptor NMDA. 

Seguramente lo desconozcas, pero es uno de los receptores neurotransmisores clave dentro de las funciones que tiene nuestro cerebro; sobre todo en lo relacionado con el aprendizaje y la memoria. Y es que el propio sistema inmunológico reconoce a estos receptores como si fueran cuerpos extraños y estos empiezan a ser atacados por anticuerpos al tiempo que se produce una inflamación cerebral

La curiosa enfermedad del cerebro en llamas: una dolencia autoinmune que puede ser grave

Pero antes de que ese "destrozo" sea mayor, estos pacientes empiezan a notar cómo se sienten más cansados, las manos y los pies empiezan a dormirse, pierden la concentración o tienen problemas de insomnio. En una segunda fase es cuando empiezan las alucinaciones o convulsiones y tras estas, el deterioro de la función cognitiva o las alteraciones del ritmo cardíaco.

En los casos más graves, como explica la propia Susannah Cahalan, tras un estado catatónico en el que estas personas pierden la noción de su realidad o el lugar en el que se encuentran, algunos de ellos entran en coma y finalmente fallecen

La complicación entonces reside en que muchos de los primeros síntomas se confunden con otras tantas patologías lo que hace que se retrase el diagnóstico. Sin embargo, esta enfermedad puede ser potencialmente reversible si se ataja a tiempo.

Y para ello, desde hace años, investigadores como los del Instituto Vollum, de la Universidad de Salud y Ciencia de Oregón (@OHSUNews) han hecho un descubrimiento para bloquear esa reacción inmune dañina, además de aportar nuevas estrategias terapéuticas no solo para mejorar la calidad de vida de estos pacientes sino para, en un futuro, curar esta enfermedad.

0

No hay comentarios ¿Te animas?