Salud

La patulina, la amenaza que convierte a las manzanas en peligrosas

65ymás

Miércoles 29 de enero de 2020

2 minutos

Es una micotoxina que se encuentra con frecuencia en productos derivados de la manzana

La patulina, la amenaza que convierte a las manzanas en peligrosas

La patulina es una micotoxina producida por diversas especies de hongos de las especies Penicillium, Aspergillus y Byssochylamys, que se encuentra con frecuencia en productos derivados de la manzana, especialmente en zumos de manzana y en sidra. Según la Agencia Española de Consumo, Seguridad Alimentaria y Nutrición (AECOSAN), la patulina no tiene la capacidad de acumularse en el organismo de los seres humanos. Sin embargo, su consumo en elevadas cantidades a través de la ingesta de alimentos contaminados puede provocar daños gastrointestinales, tales como hiperemia, distensión, hemorragia y úlcera.

Más de la mitad de los zumos de manzana que copan el mercado español superan los límites legales de patulina establecidos por la legislación comunitaria. Éstas fueron las conclusiones de un estudio que realizó la Universidad de Granada en 2013, cuyos investigadores advirtieron que los riesgos se concentraban en los zumos infantiles y comerciales. Por su parte, investigadores de la Universidad de Valencia también detectaron la presencia de otras micotoxinas en cervezas, cereales y productos derivados, como la harina de gofio.

Los niveles máximos de patulina que establece la Unión Europea son 50 microgramos por cada kilogramo del producto (μg/kg) para los zumos y néctares de frutas, 25 μg/kg para compotas y otros productos sólidos de manzanas y 10 μg/kg si estos alimentos van destinados a los lactantes y niños de corta edad. Sin embargo, algunas muestras de zumos de manzana convencional alcanzaron hasta los 114,4 μg/kg, y algún lote etiquetado como alimento infantil los 162,2 μg/kg, superando más de 15 veces el límite que marca la normativa.

Hay que evitar las zonas enmohecidas de las manzanas

Los expertos desaconsejan consumir las zonas enmohecidas o podridas de las manzanas, ya que la toxina de la patulina puede concentrarse alrededor del área dañada, tal y como asegura El Español. Sin embargo, esto no implica necesariamente tener que tirar la manzana entera, ya que basta con retirar la zona afectada tras lavar adecuadamente el producto. Sí es aconsejable no utilizar la manzana para elaborar un zumo o cualquier otro derivado líquido, ya que la patulina se desarrolla con mayor facilidad en este tipo de productos provenientes de la manzana cruda.

Tal y como informaba la agencia pública SINC, las nuevas técnicas empleadas para analizar micotoxinas durante el estudio detectaron que la mayoría de alimentos que se analizaron son seguros. Aún así, los expertos recomiendan permanecer vigilantes con determinados productos como es el caso de los zumos de frutas.

0

No hay comentarios ¿Te animas?