Preguntas

Qué es el método del mindfulness y qué aplicaciones tiene

Teresa Rey

Jueves 28 de noviembre de 2019

2 minutos

Es una forma de entender la vida que nos ayuda a afrontar mejor los problemas

Qué es el mindfulness y para qué sirve (Bigstock)

Es posible que hayas oído hablar del mindfulness en alguna ocasión pues desde hace un tiempo está de moda. Pero, ¿sabes qué es o para qué sirve? En una definición escueta, este método es lo que se conoce como atención plena o conciencia plena, tal y como indican desde la Asociación Española de Mindfulness y Compasión (Aemind). Es una técnica que nos ayuda a penetrar en las dificultades y dolores del presente para contactar con ellos tal y como son, y profundizar y conocer en su origen, añade el doctor Mario Alonso Puig en su libro ¡Tómate un respiro! Mindfulness (Ed. Espasa).

La práctica del mindfulness

La práctica del mindfulness implica desintoxicar nuestra mente, por lo que no es un proceso rápido, ni tampoco busca un objetivo concreto. No es la “píldora de la felicidad”, sino un camino lento que nos tiene que conducir a ver cómo es la realidad y cómo la proyectamos, aclara el doctor Alonso Puig. En una sociedad como la actual la gran cantidad de estímulos e informaciones que recibimos pueden desorientarnos, y esto es lo que trata de ordenar el mindfulness.

Para alcanzar esa atención plena se han de aplicar una serie de técnicas que requieren un aprendizaje. Estas incluyen ejercicios de meditación, respiración, estiramientos corporales o atención consciente, entre otros. Además de todos estos elementos que nos pueden ayudar a conseguir ese estado, lo cierto es que en opinión del doctor, el mindfulness va más allá y en el fondo es una forma de entender la vida que centra la atención en el momento presente, en el aquí y el ahora.

Aplicaciones y beneficios del mindfulness

Este método de autoconocimiento está cada día ganando más adeptos, matizan desde Aemind, y entre sus aplicaciones destaca su uso para reducir el estrés y síntomas de ansiedad y depresión. Al mismo tiempo, es bueno para regular los estados anímicos llevándonos hacia una actitud positiva frente a la vida.

Desde la Sociedad Mindfulness y Salud indican que entre los beneficios de esta técnica conseguimos una mayor conciencia de los juicios y de uno mismo, una menor reacción ante situaciones desagradables o un mayor equilibrio emocional. A la par, se alcanza una mayor calma interior y una mejor aceptación de cómo es cada uno, aparte del reconocimiento de ese cambio continuo que se produce en los pensamientos, las emociones y las sensaciones, siempre fluctuantes, que aparecen y desaparecen.

0

No hay comentarios ¿Te animas?