Salud

Los probióticos no favorecen la prevención y el tratamiento del coronavirus

Olga Selma

Foto: BigStocks

Jueves 11 de junio de 2020

2 minutos

Probióticos

Desde este diario hemos desmentido diversas informaciones sobre alimentos que supuestamente frenaban la enfermedad por el nuevo coronavirus. En este caso, queremos hablar del papel de los probióticos y su relación con los virus. #SaludSinBulos alerta en su guía Alimentación sin bulos en el covid-19, de las falsas recomendaciones que circulan por Internet sobre que los probióticos frenan el contagio. Aunque no existen actualmente ningún estudio ni evidencia científica que avale su administración para la prevención ni para el tratamiento del covid-19.

¿Qué son los probióticos?

El revestimiento del intestino está cubierto de bacterias que crean un microecosistema llamado microbioma. La clave para un microbioma sano conseguir un equilibrio entre las casi 1000 especies diferentes de bacterias del intestino. De forma que podemos ayudar a que crezcan los microbios dándoles los alimentos que les gustan (prebióticos) y añadir microbios vivos directamente al sistema (probióticos), tal y como informa MayoClinic (@ClinicaMayo).

Los probióticos son esencialmente bacterias y levaduras que podemos encontrar en productos lácteos fermentados, como yogures o kéfir; otros alimentos o suplementos nutricionales. Entre éstas se encuentran diversas especies de LactobacillusBifidobacteriasEstreptococos Enterococos

Probióticos

Los beneficios para la salud

Tal y como señala la European Society of Neurogastroenterology & Motility, numerosos ensayos clínicos en los que han participado miles de pacientes han permitido demostrar la eficacia de los probióticos para la salud. De este modo, existe un consenso sobre la eficacia de los probióticos para tratar problemas o enfermedades asociadas al tracto digestivo (síndrome del intestino irritable, malestar digestivo), y por otro, para tratar al sistema inmunitario (prevención de la diarrea asociada a la ingesta de antibióticos y la provocada por la infección de la bacteria C. difficile). Pero para que una bacteria o una combinación de bacterias sea considerada un probiótico debe haber demostrado en un ensayo clínico sus efectos. Y no todas las bacterias tienen un efecto positivo sobre la salud humana, ni todos los probióticos son iguales.

Tener una microbiota sana y equilibrada regular la respuesta inmunitaria del organismo, favorece la producción de vitaminas, regular el metabolismo lipídico, la inflamación intestinal y la respuesta exacerbada del organismo. Por ello, los nutricionistas recomiendan aumentar el consumo de fibra mediante la ingesta de semillas, frutas, vegetales y cereales integrales. Estos carbohidratos no digeribles sirven para que las bacterias intestinales buenas produzcan los ácidos grasos de cadena corta, protegiendo así la barrera intestinal de organismos patógenos.

Sin embargo, su efecto ante el coronavirus no está demostrado científicamente. Para prevenir el contagio del covid-19 debemos lavarnos las manos frecuentemente, adoptar medidas de higiene respiratoria, mantener el distanciamiento social y evitar tocarnos los ojos, la nariz y la boca.

0

No hay comentarios ¿Te animas?