Sociedad

La grasa "silenciosa" que es "tan peligrosa como el colesterol" y sufren 4 de cada 10 mayores de 50

María Bonillo

Foto: Bigstock

Jueves 21 de octubre de 2021

4 minutos

El 40% de los adultos entre 50 y 64 años sufren algún grado de aterosclerosis

La grasa "silenciosa" que es "tan peligrosa como el colesterol" y sufren 4 de cada 10 mayores de 50. Foto: Bigstock
María Bonillo

Foto: Bigstock

Jueves 21 de octubre de 2021

4 minutos

Según un estudio realizado en Suecia, se ha demostrado que más del 40% de los adultos entre 50 y 64 años, sin antecedentes de enfermedad cardiovascullar, sufren algún grado de aterosclerosis. Los resultados se han publicado en la revista Circulation de la Sociedad Americana del Corazón, según informa El Español

La aterosclerosis es la acumulación de placas de grasa en las paredes de las arterias que reducen su elasticidad y aumentan el riesgo de sufrir un accidente cardíaco. Estas grasas, calificadas como "tan peligrosas como el colesterol" para la salud cardiovascular, se suelen monitorizar mediante tomografia cardíaca computerizada, una manera de obtener una medida de la calcificación vascular en base a la densidad de las placas, ricas en calcio.

De este modo, se obtiene una puntuación dentro del índice de calcio arterial coronario (CAC) entre 0 y 400. Cuanto más alto sea, mayor es la probabilidad de sufrir un ataque al corazón, un infarto o una muerte prematura en los siguientes 10 años. 

Aún así, los autores del trabajo advierten de que hay personas en riesgo de accidente cardiovascular que pueden obtener un 0 en su índice CAC. Según el profesor Göran Bergström del Departamento de Medicina Clínica y Molecular de la Universidad de Gotemburgo (Suecia), la medida "no da información sobre la aterosclerosis no calcificada, que también incrementa las posibilidades de sufrir un ataque al corazón". 

Un investigador español coordinará un proyecto para borrar los daños de los infartos

"La aterosclerosis silenciosa es común entre los adultos de mediana edad"

El estudio seleccionó a 25.182 adultos de mediana edad que no habían sufrido enfermedades ni cirugías cardiovasculares hasta la fecha. Se les realizó un escáner CAC, y también una angiografía por tomografía computerizada (CCTA por sus siglas en inglés), la cual les permitió obtener una imagen más precisa de las arterias de los participantes y relacionarla con su índices CAC.

Esta CCTA detectó indicios de aterosclerosis en más del 42% de los participantes. Además, en un 5% de los casos se presentaba un 50% de riesgo de obstrucción de alguna arteria coronaria. Un 2% de los sujetos del estudio ya presentaba obstrucciones en el riego sanguíneo al corazón; en algunos casos, las tres arterias coronarias estaban ya obstruídas.

"Es importante saber que la aterosclerosis silenciosa es común entre los adultos de mediana edad, y aumenta en gran medida con factores como la edad, el sexo y las conductas de riesgo", explicaba el investigador. 

La aterosclerosis tendía a presentarse diez años antes en los hombres que en las mujeres, y con mayor frecuencia a partir de los 60 años, recogía el estudio. Y en la mayor parte de los casos, los índices CAC correspondían con las observaciones de CCTA: una puntuación de 400 se relacionó con "obstrucciones significativas" en el flujo sanguíneo. Sin embargo, en más de un 5% de los casos, el paciente presentaba un CAC de cero y sin embargo la angiografía reveló la presencia de aterosclerosis en formación. 

Destacan que aunque una persona con una puntuación CAC de cero y sin otros factores de riesgo considerable presenta bajo riesgo, "un 9,2% de la gente que respondería a esta descripción ya padecía aterosclerosis en sus arterias coronarias, visible mediante la tomografía computerizada". Además, el 8,3% de los adultos presentaba placas de grasas no-calcificadas, que se consideran más proclives a causar ataques al corazón. 

Por este motivo, elementos como los antecedentes familiares o llevar una dieta adecuada son tan importantes, porque aunque "un resultado elevad en el índice CAC conlleva una propabilidad elevada de sufrir una obstrucción de las arterias coronarias, un CAC bajo no excluye la aterosclerosis en los adultos, especialmente si presentan riesgos habituales de enfermedad cardiovascular".  

Sobre el autor:

María Bonillo

María Bonillo, periodista.

… saber más sobre el autor