Sociedad

Una juez concede a un padre la custodia de su hija después de que la madre le impidiera verla

Laura Moro

Foto: Bigstock

Miércoles 3 de noviembre de 2021

3 minutos

La madre "decidió unilateralmente que la pequeña dejaría de ver a su padre"

Una juez concede a un padre la custodia de su hija después de que su ex pareja le impidiera verla
Laura Moro

Foto: Bigstock

Miércoles 3 de noviembre de 2021

3 minutos

Una juez de Jerez de la Frontera (Cádiz) ha concedido a un hombre de Coria del Río la custodia de su hija de cuatro años. Según cuenta el Diario de Sevilla, la sentencia llega después de que la ex mujer del hombre no le dejara ver a la pequeña durante meses. La menor vivirá a partir de ahora en Coria del Río con su progenitor, ya que antes de que la madre se la llevara a Granada, era donde residía, y donde tiene un entorno familiar estable.

Así consta en la sentencia del juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 6 de Jerez de la Frontera a la que ha tenido acceso Diario de Sevilla. En el documento se detalla que la pequeña nació en enero de 2017, dos años antes de que sus padres se separarán. En marzo de 2019, la madre se mudó a Granada con sus padres, y posteriormente cambió dos veces de residencia: se fue primero a Jerez de la Frontera a realizar unas prácticas y después volvió a Granada, donde reside con su pareja actual.

En 2020 cuando se declaró el estado de alarma, los progenitores compartían la custodia de la menor, y mantenían una buena relación. Hacían los cambios según la conveniencia de cada uno de ellos, ya que la pequeña no había empezado todavía la etapa escolar. Con el confinamiento, la niña se quedó con su madre, acordando que posteriormente pasaría más tiempo con su padre. 

 

bigstock Close Up Of Mother And Daughte 437100230

 

Pero el 5 de septiembre de 2020 todo cambió. La madre "decidió unilateralmente que la pequeña dejaría de ver a su padre", explica el documento. La mujer alegó que que "sintió miedo" de que éste pudiera quedarse con la niña. Un miedo, que según la sentencia a la que ha tenido acceso el medio sevillano, "no pudo basar en ningún hecho concreto", y tan solo se recoge una llamada entre los abogados, y un consejo que le dio una amiga policía. Desde entonces, el padre dejó de ver a la mejor, y su ex pareja no le contestaba ni a las llamadas, ni a los mensajes.

9 meses sin ver a su hija

La mujer tampoco permitió que se fuera con él, el día que la meno fue valorada por la perito. Ese día, la pequeña "quería irse con su padre porque estaba acostumbrada a ello", pero su madre se negó a pesar de los llanto de su hija, que había estado más de tres meses sin ver a su padre. La perito calificó de "estresante" esta situación, que se alargó hasta mayo de 2021, cuando el padre comenzó a ver a su hija en fines de semana alternos, y vacaciones, y solo después de denunciar a su ex pareja. 

La juez ha considerado que la "decisión más beneficiosa para la menor es quedar bajo la guarda y custodia del padre", ya que la madre ha modificado su domicilio en cuatro ocasiones desde enero de 2019, además de impedir que su hija tuviera contacto con su padre durante nueve meses, a pesar de que la pequeña estaba acostumbrada a estar durante largos periodos de tiempo con cada uno de sus progenitores.

El argumento que ha utilizado la madre de la pequeña es que su hija tenía más apego a ella, lo que para la juez "deriva de una situación exclusivamente provocada (por ella), siendo evidente que una menor acostumbrada desde su nacimiento a relacionarse con normalidad con sus dos progenitores, va a desarrollar el apego seguro con el único progenitor con el que vive si, durante nueve meses, permanece sin contacto alguno con el otro".

Sobre el autor:

Laura Moro

Laura Moro, periodista.

… saber más sobre el autor