Sociedad

El macrobrote en una residencia de Córdoba como prueba de que la vacuna funciona

Raúl Arias

Jueves 29 de julio de 2021

4 minutos

55 mayores contagiados y cero ingresados

Sólo el 30% de los mayores de residencias eran asintomáticos antes de que llegase la vacuna
Raúl Arias

Jueves 29 de julio de 2021

4 minutos

El macrobrote de coronavirus registrado en la residencia de mayores El Salvador, ubicada en el municipio cordobés de Pedroche, es el último ejemplo de la eficacia de la vacuna. Como se han encargado de repetir hasta la saciedad los expertos, si bien la inmunización no previene los contagios, sí evita casos de Covid graves y, en consecuencia, muertes.

En este sentido, de los 55 mayores que han dado positivo por coronavirus en este centro cordobés (60 contando a los trabajadores), ninguno de ellos ha necesitado de ingreso hospitalario y están cursando la enfermedad con síntomas leves. Todos ellos tenían la pauta de vacunación completa desde el pasado invierno.

"Estamos viendo positivos en residencias igual que vemos positivos en asintomáticos", destacaba este miércoles el consejero de Salud y Familias de la Junta de Andalucía, Jesús Aguirre, que ha puesto en valor que "el número de ingresos y fallecimientos es mínimo". Es por ello que, según ha expresado, "aunque tengamos positivos" la "incidencia" y el "temor" no es "ni mucho menos" el "que había el año pasado" en las residencias de mayores.

 

Brote de coronavirus en una residencia de Pedroche (Córdoba) con 60 mayores contagiados

La vacuna evita el 97% de las muertes en residencias

Una reciente investigación del Centro Nacional de Epidemiología (CNE) del Instituto de Salud Carlos III (ISCIII), la Dirección General de Salud Pública del Ministerio de Sanidad y la Agencia Española del Medicamento (AEMPS), concluía que la efectividad de las vacunas basadas en ARN mensajero (Pfizer y Moderna) utilizadas en residentes de centros de mayores ha sido del 71% frente a la infección sintomática y asintomática por SARS-CoV-2, del 88% en la prevención de hospitalizaciones, y del 97% en evitar fallecimientos.

Para estimar la efectividad de la vacuna contra la Covid se llevó a cabo un estudio observacional retrospectivo mediante el método de screening, en el que se comparó la proporción de personas vacunadas entre los casos y controles poblacionales. Los beneficios de la vacunación se observan ya desde la primera dosis, ya que con sólo la primera pauta se reduce a la mitad la probabilidad de contraer la enfermedad. Con la pauta completa de vacunación, la efectividad frente a la infección sintomática y asintomática por SARS-CoV-2 alcanza el 71%. Además, la vacuna protege no sólo frente a la posibilidad de contraer la infección, sino también frente a la gravedad de la enfermedad, con una efectividad del 88% en la prevención de hospitalizaciones y del 97% frente a las defunciones.

De igual manera, la protección contra las infecciones asintomáticas por SARS-CoV-2 fue similar a la observada para las infecciones sintomáticas (70%). Al respecto, los investigadores destacan que este hecho aporta una evidencia indirecta de la contribución de las vacunas a la reducción de la transmisión viral en la comunidad.

El equipo señala que estos resultados están en consonancia con investigaciones similares realizadas en países como Reino Unido e Israel, entre otros; también coinciden con otros estudios que han realizado en España sobre el impacto directo e indirecto de la vacunación, y con estimaciones a nivel regional que han analizado la prevención de hospitalizaciones y muertes en residentes de centros de mayores y trabajadores de la salud o frente a infecciones sintomáticas en personas mayores de 60 años.

Sobre el autor:

Raúl Arias

Raúl Arias es periodista especializado en Política, Economía y Sociedad. Licenciado en la Universidad Complutense de Madrid, ha trabajado en diferentes medios de tirada nacional, siempre pegado a la actualidad.

… saber más sobre el autor