Tecnología

Cómo configurar tu cuenta de Instagram para que sea lo más privada posible

Verónica Mollejo

Foto: Bigstockphoto

Viernes 17 de mayo de 2019

2 minutos

Cualquier persona, sin importar de qué rincón proceda, puede ver tus publicaciones de Instagram

Cómo configurar tu cuenta de Instagram para que sea privada

Instagram es actualmente una de las redes sociales con más flujo de usuarios. Según el estudio ‘Digital 2019 Global Digital Overview’, realizado en enero de 2019 por las empresas We are Social y Hootsuite, Instagram es la plataforma con mayor crecimiento en los últimos años, de hecho, alcanza ya los más de 1.000 millones de usuarios activos, repartidos por todo el planeta. Lo mejor es que todos ellos pueden entrar en contacto con una simple búsqueda, ojeando así sus perfiles, sus fotografías o los seguidores que recogen.

Sin embargo, no todo el mundo está de acuerdo con esta visibilidad, motivo por el que Instagram ofrece multitud de opciones para privatizar tus datos lo máximo posible. Y es que al crear una cuenta, esta es pública por defecto. De esta forma, tú decides quién es apto para ver tus publicaciones, tus Me Gusta e incluso los comentarios que envías al perfil de tus contactos. Bajo esta premisa, ¿cómo puedes configurar tu cuenta de Instagram para que sea lo menos pública posible?

Cómo conseguir un perfil privado

Es cierto que la máxima prioridad de este cambio es evitar que cualquier persona pueda acceder a tus publicaciones en esta red social. No obstante, las ventajas van mucho más allá. Por ejemplo, tu contenido no saldrá en el explorador, los usuarios no podrán encontrarte a través de tus hashtags, podrás aceptar o no a tus nuevos seguidores y solo tus amigos tendrán entrada libre a tu perfil. Eso sí, esto limitará el aumento de tus seguidores, visitas y Me gustas. Así, para poner tu cuenta privada basta con seguir unos sencillos pasos:

Mujeres usando smartphone
  1. En primer lugar, debes abrir la aplicación de Instagram y acudir a tu perfil. Una vez allí, debes pulsar el botón que hay en la esquina superior derecha de la pantalla, el que tiene tres líneas horizontales.

  2. Este desplegará un menú. Al final de la pestaña verás la opción de Configuración, acompañada del símbolo de un engranaje.

  3. Este botón te dará acceso a otro menú. En este caso, debes acceder al apartado de Privacidad y Seguridad y, después, a la opción Privacidad de la cuenta.

  4. Una vez dentro, verás que hay un interruptor de color azul que está desactivado por defecto. Solo debes activarlo para convertir tu cuenta de Instagram en privada. En el caso de que quieras, en algún momento, revertir el proceso, solo tienes que volver a apretar de nuevo el interruptor. Así de sencillo.

Además de estos cambios, también puedes recurrir a otras limitaciones como, por ejemplo, desactivar los comentarios de las fotografías, bloquear a los usuarios que quieras o enviar fotos privadas solo a algunos de tus contactos a través de Instagram Direct. Y, en el peor de los casos, también tienes la opción de desactivar temporalmente tu perfil para que todas tus publicaciones permanezcan ocultas hasta que regreses a la red social.

0

No hay comentarios ¿Te animas?