Tecnología

Día Mundial de Internet: ¿cuál es el origen de este medio de comunicación?

Verónica Mollejo

Foto: Bigstockphoto

Viernes 17 de mayo de 2019

3 minutos

Internet se ha convertido en una fuente de información inmediata y principal medio de comunicación

Día Mundial de Internet
Verónica Mollejo

Foto: Bigstockphoto

Viernes 17 de mayo de 2019

3 minutos

¿Quién no ha oído hablar nunca de Internet? Desde su creación en 1969, su increíble expansión ha terminado por convertirlo en el medio de comunicación predominante del siglo XXI, utilizado por más del 50% de la población mundial. Este logro no podía pasar desapercibido, por ello, en 2005, la Asociación de Usuarios de Internet puso en marcha un homenaje muy especial: el Día Internacional de Internet, que se celebra cada año el 17 de mayo. Un proyecto amparado por la Asamblea General de la ONU.

Esta efeméride tiene como objetivo dar a conocer las posibilidades que ofrecen las nuevas tecnologías para mejorar la calidad de vida de las urbes y sus ciudadanos. Como cualquier otra festividad de semejante calibre, son muchas las asociaciones, empresas y organizaciones que planifican este día multitud de eventos y actividades enfocadas a dicha temática: premios sobre emprendimiento e innovación, concursos de fotografía digital, descuentos en moda y alimentación, coloquios, asambleas… Para conocer todos los actos, solo tienes que visitar el portal oficial de el Día Mundial de Internet 2019.

¿Cuál es el origen de Internet?

Grupo de mayores buscando en Internet

Sin embargo, antes de unirte a la celebración, es necesario que conozcas el origen de una herramienta que, actualmente, resulta imprescindible para tu día a día. ¿Sabías que la idea de crear una red de computadoras conectadas pertenece al Ministerio de Defensa de los Estados Unidos? Su nombre era ARPANET y propició la creación de Internet a través de un proyecto militar que buscaba unir los centros de investigación de defensa en caso de ataque, para que así pudieran mantener el contacto de forma remota y seguir funcionando aunque algún punto de control fuera destruido.

Gracias a este proyecto, surgió en los investigadores y científicos estadounidenses la curiosidad por desarrollar nuevos métodos de uso de los ordenadores, que por aquel entonces eran simples calculadoras gigantes. Desde ese momento y tras años de ensayos, en 1969 comenzó el primer tráfico de paquetes de información, a nivel educativo, entre el Instituto de Tecnología de Massachusetts y la Universidad de California en Los Ángeles. Un recurso al que solo tenían acceso los científicos y expertos en la materia, al menos hasta la década de 1990.

Tras la desaparición de ARPANET, Internet pasó a incluir redes interconectadas que ya disponían de los servicios de los que actualmente disfrutamos como, por ejemplo, el correo electrónico, la transferencia de archivos y la web, que a su vez permitía tener conversaciones en línea y que ayudó a expandir aún más los dominios de Internet. ¿Cómo? A través de las páginas web creadas en HTML, las enciclopedias virtuales, las aplicaciones web o el lenguaje de programación.