Alimentación

Diferencias entre fresas y fresones y cuáles son sus beneficios

Rosa Roch

Foto: BigStock

Miércoles 14 de abril de 2021

4 minutos

Fresas y fresones: frutas muy parecidas en forma y color, pero cada una con sus particularidades

Alimentos para hidratarnos en verano de manera natural: fresas
Rosa Roch

Foto: BigStock

Miércoles 14 de abril de 2021

4 minutos

Hay frutas que son muy parecidas o casi iguales entre ellas, como es el caso de las cerezas y las picotas o los plátanos y las bananas, pero que en realidad cada una de ellas tiene ciertos aspectos que las diferencian. Pasa lo mismo con las fresas y los fresones que, si bien son muy parecidos en forma y color, tienen algunas características que las hacen diferentes.

Son frutas que en estado óptimo de conservación no duran el mismo tiempo, el precio es diferente y ni el sabor ni el color son los mismos. Las mayores diferencias las podemos encontrar en el tamaño, pero también en el color interior de la fruta y los valores nutricionales.

Fresas

 

Diferencias entre fresas y fresones y cuáles son sus beneficios

 

La fresa es una de las frutas estrella a la hora de preparar postres, ya sea combinada en una macedonia con otras frutas, por ejemplo, plátano, o naranja; para acompañarlas con un poco de nata; para hacer tartas y bizcochos. Su color rojo intenso, su forma de corazón y su tamaño hacen que queden bien en cualquiera de estas preparaciones. Además, si se nos han pasado u poco y su aspecto no es el mejor, también podemos preparar con ellas deliciosos zumos, helados o aprovecharlas para hacer una sopa fría, como se hace con el melón o la sandía. También es una fruta que podemos utilizar para dar un toque de acidez a las ensaladas.

El valor nutricional de las fresas es muy interesante. Son ricas en minerales y destacan especialmente por la concentración de vitamina C, que la hace una de las frutas más ricas en esta vitamina. Además, es baja en azúcar, rica en fibra y es agua en un 90%.

Por cada 100 gramos de fresas obtenemos:

  • 25 mg de calcio
  • 190 mg de potasio
  • 26 mg de fósforo
  • 12 mg de magnesio
  • 0,8 mg de hierro
  • 2 mg de sodio
  • 60 mg de vitamina C
  • 2,2 g de fibra

Fresones

Diferencias entre fresas y fresones y cuáles son sus beneficios

 

El fresón es una fruta de aspecto muy similar a la fresa, pero de tamaño mayor. Además, es una fruta que podemos encontrarla en el mercado casi durante todo el año pues no son tan estacionales como las fresas, de ahí que su producción también sea mayor.

Al igual que las fresas, los fresones son ricos en vitamina C y ácido fólico, son un 85% de agua y bajos en calorías. Destacan por su efecto antioxidante y antiinflamatorio, aumentan las defensas y gracias a la vitamina K y al magnesio, fortalecen los huesos.

Beneficios de la fresa y el fresón

  • Facilitan el buen funcionamiento del sistema digestivo.
  • Tienen un alto poder antioxidante, por lo que retrasan el envejecimiento celular.
  • Al ser ricas en ácido fólico son muy beneficiosas durante el embarazo.
  • Además de ser muy nutritivas son saciantes, lo que ayuda a perder peso.
  • Por su contenido en vitamina C, son especialmente beneficiosas para fortalecer el sistema inmunitario.

Diferencias entre el fresón y la fresa

Si bien son muy parecidas, como hemos visto hay algunas diferencias claras entre ellas:

  • El tamaño. La fresa suele ser algo más pequeña, con lo que si vemos una de tamaño “espectacular” es que se trata de un fresón.
  • El color. La parte interior de la fresa suele ser de un color que tira al blanco. Por su parte, el fresón mantiene el color rojo del exterior también en su interior.
  • El precio. La fresa suele tener un precio algo más elevado debido a que es muy estacional, solo podemos disfrutar de ella en primavera y, además, se vende en la zona donde se cultiva.
  • El sabor. Al ser las fresas más pequeñas el sabor también es más concentrado, más intenso y ácido que los fresones, que son más dulces.
  • La Durabilidad. Se conservan mejor los fresones ya que tienen un mayor tamaño.
  • La Estacionalidad. Las fresas son de temporada corta por lo que es difícil encontrarlas durante muchos tiempo en la frutería. El fresón, al ser una fruta híbrida, podemos encontrarlo durante todo el año en la frutería y el supermercado, aunque el mejor momento para consumirlo es de enero a junio.

 

Sobre el autor:

Rosa Roch

Rosa Roch es redactora especializada en temas de salud, alimentación y gastronomía.

… saber más sobre el autor