Practicopedia

Cinco aceites naturales para tratar la rosácea

Manuela Martín

Foto: Bigstock

Domingo 21 de marzo de 2021

3 minutos

Rosa mosqueta, coco o lavanda nos ayudarán a aliviar los síntomas de la rosácea

5 aceites naturales para tratar la rosácea Foto: bigstock
Manuela Martín

Foto: Bigstock

Domingo 21 de marzo de 2021

3 minutos

Más de 40 millones de personas padecen rosácea en nuestro país, siendo más frecuente entre las mujeres de mediana edad y con piel clara. Se trata de una afección común de la piel que causa enrojecimiento y vasos sanguíneos visibles en la cara.

La rosácea puede aparecer durante semanas o meses y luego desaparecer un tiempo. Aunque no existe un tratamiento definitivo para hacerla desaparecer por completo, sí hay formas de controlar y reducir los signos y síntomas, entre los que se encuentran algunos aceites esenciales.

El dermatólogo será quien deba valorar el tratamiento a seguir para la rosácea. Sin embargo, como ayuda podemos optar por alguno de estos aceites naturales los cuales nos ayudarán a reducir la sequedad, la irritación y otros síntomas derivados de esta afección.

5 aceites naturales para tratar la rosácea Foto: bigstock

Aceite de rosa mosqueta

El aceite de rosa mosqueta es uno de los aceites más populares. Tiene una gran cantidad de nutrientes y propiedades para la piel. Aporta multitud de beneficios gracias al ácido ascórbico, compuestos fenólicos y ácidos grasos saludables que contiene que protegen la barrera cutánea.

Tiene propiedades antiinflamatorias y antioxidantes que lo hacen esencial para multitud de afecciones de la piel, entre ellos, la rosácea.

Aceite de coco

Este aceite aporta multitud de beneficios para nuestra salud. Destaca por sus propiedades antiinflamatorias y por lo tanto está recomendado para desinflamar e hidratar la piel de las personas con rosácea, así como para reparar la barrera cutánea.

Para su aplicación es aconsejable limpiar la piel previamente. A continuación, aplicaremos el aceite y, tras 15 minutos, lo retiraremos con agua.

Aceite esencial de lavanda

Se trata de uno de los aceites más conocidos para tratar algunos problemas de la piel como los derivados de la rosácea.

Tiene compuestos antioxidantes y antiinflamatorios.

Para su uso será necesario diluir 3 gotas de este aceite esencial de lavanda en una cucharada de aceite portador como el de coco u oliva.

A continuación, nos aplicaremos la mezcla en la zona del rostro que queramos tratar.

Una opción es mezclar unas gotas de este aceite con nuestra crema hidratante habitual para su uso diario.

Aceite esencial de árbol de té (Melaleuca)

Sus propiedades ayudan a mejorar los síntomas del acné y la rosácea.

Lo aconsejable es diluir 3 o 4 gotas de este aceite en otro portador, bien de coco u oliva, como en el anterior caso.

Tal y como proponíamos con el aceite esencial de lavanda, el del árbol de té podemos agregarlo al tónico fácil o a la crema hidratante de uso diario.

Aceite de jojoba

Tiene muchos beneficios tanto para la piel como para el cabello. Se trata de un aceite que también cuanta con propiedades antiinflamatorias y por lo tanto es muy eficaz para minimizar los síntomas de la rosácea.

Para su aplicación deberemos tener previamente la piel seca. A continuación, lo extenderemos sobre la piel afectada un par de veces al día.