Cómo

Cómo se contrata a un empleado de hogar: qué pasos hay que dar

Teresa Rey

Foto: Bigstock

Viernes 4 de octubre de 2019

2 minutos

Debes acudir a la Seguridad Social, darle de alta como tu trabajador y asumir su cotización

Cómo se contrata a un empleado de hogar

Si tienes un empleado de hogar a tu servicio aunque solo sea unas horas debes contratarle. Hace uno años este sector laboral se regularizó y se estableció que el empleador se tiene que hacer cargo de sus cotizaciones al Régimen General de la Seguridad Social. Es lo que se llama Sistema Especial de Empleados del Hogar y a él deben cotizar todos aquellos que realicen tareas domésticas como limpieza, cocina, cuidad de personas mayores, jardinería, etcétera. Es importante cumplir con este requisito, pues si no lo efectuamos estamos incumpliendo con la normativa y nos pueden sancionar con una multa que en ocasiones puede superar los 6.000 euros.

El alta en la Seguridad Social

Así pues somos nosotros los que debemos acudir a la Seguridad Social y dar de alta al trabajador rellenado los formularios destinados a tal fin. Lo ideal es redactar un contrato y presentarlo en este momento, aunque en ocasiones puede que no lo pidan. En este proceso hay una excepción. Si la persona va a trabajar para nosotros menos de 60 horas mensuales se puede llegar a un acuerdo para que la tramite el interesado.

Existen unas cantidades mínimas estipuladas que hay que pagar tanto si se trabaja por horas o de una forma estable para un mismo empleador. En el primer caso se ha indicado un mínimo por hora y que corresponde cuando se trabaja menos de 120 días del año en un hogar. Si se superan estos días la retribución ha de ser igual al Salario Mínimo Interprofesional si la jornada es completa, o si es parcial la parte proporcional al mismo en función del tiempo que se trabaje.

Aprovecha mientras haces las tareas del hogar para mantenerte en forma sin esfuerzo

La cotización

Las bases de cotización, es decir, lo que tenemos que pagar nosotros a la Seguridad Social, dependerán del sueldo que demos a nuestro empleado. Estas suelen ajustarse cada cierto tiempo.

Lo aconsejable es que cada mes entregues una nómina a tu trabajador, pero si te resulta muy complejo en un principio se admite un justificante del pago. En internet puedes encontrar modelos de nóminas para empleados del hogar que te pueden servir de ejemplo.

Estos trabajadores tienen también derecho a vacaciones y a pagas extra, aunque en estos casos se pueden establecer acuerdos con los mismos para determinar ambas cuestiones según las necesidades personales de los dos implicados.

0

No hay comentarios ¿Te animas?