Practicopedia

Evita un susto y sigue estos consejos si vas con un niño a la piscina o la playa

Victoria Herrero

Foto: Bigstock

Domingo 14 de julio de 2019

2 minutos

Lo más responsable es acompañar en todo momento al niño y no perderlo nunca de vista

Consejos de seguridad si vas con tus nietos a la piscina o la playa

Con los niños pequeños, curiosos por naturaleza, hay que estar muy pendientes para evitar accidentes o que nos llevemos un disgusto. El verano es una de esas épocas en las que debemos extremar esa vigilancia de nuestros nietos, sobre todo si estamos con ellos disfrutando de un divertido día en la playa o la piscina. Así, aquí van algunos buenos consejos para evitar no perderles de vista y que, en todo momento, no corran peligro alguno. 

Siempre cerca de los niños

Toda precaución es poca y no debemos confiarnos con los más pequeños de la casa, especialmente con aquellos que todavía no han aprendido a nadar. No es necesario no apartar la mirada del niño que ni siquiera podamos parpadear, sino ser lógicos y responsables en este sentido. Así que, mejor dejar el móvil en el bolso y consultarlo más tarde una vez que estemos en la toalla tranquilamente sentados. 

Para estar siempre atentos, puede ayudarnos la conocida como regla 10/20: mirar a nuestro nieto cada 10 segundos y comprobar que, en caso de un problema, podemos llegar a él o alcanzarlo con un brazo en no más de 20 segundos. 

Lo mejor es que, desde que tenga edad para ello, aprenda a defenderse en el agua, ya sea flotando si se cae de forma accidental o nadando. Para los que aún no sepan, lo mejor es colocarles medidas de seguridad adaptados a su edad y cuerpo, que sean de calidad y que cumplan su función. Los chalecos son los mejores elementos en este caso

Playa

Los peligros que se esconden en la playa

El escenario cambia, pero las imprudencias que llevan a un fatal desenlace siguen ahí. Si no queremos que un tranquilo día de playa acabe de forma que nadie desea, sigue a rajatabla estos acertados consejos:

  • El niño no puede ir solo al agua y mucho cuidado si os metéis ambos en el mar. Lo mejor es hacer caso a las recomendaciones de los socorristas y no adentrarse demasiado no sea que haya corrientes traicioneras que serían muy peligrosas. Lo mejor es dejar todo tipo de colchonetas o flotadores para jugar en la orilla donde el agua llega por debajo de la cintura. Este tipo de juguetes acuáticos pueden ser una trampa mortal ya que las corrientes o el aire pueden llevarlos a la deriva. Y con un niño encima que igual no sepa nadar. 
  • Mucho cuidado con los saltos desde zonas rocosas ya que no se sabe el peligro que entraña esa caída al agua y nada de andar por espacios que pueden ser resbaladizos y por donde tus nietos se hagan daño.
  • Muchas de las playas a las que iremos este verano estarán abarrotadas, por lo tanto no te despistes ni un segundo no sea que el niño se pierda entre tanta gente
  • Fuera del agua también corremos riesgos en forma de golpes de calor o insolaciones. Por tanto, mantén bien protegido al niño con una gorra, abundante crema, bien hidratado y que no pase demasiado tiempo al sol. 
 
0

No hay comentarios ¿Te animas?