Practicopedia

Patatas y cebollas para limpiar los cristales

Manuela Martín

Foto: Bigstock

Miércoles 3 de febrero de 2021

2 minutos

Toma nota de estos 5 remedios caseros para limpiar los cristales

Toma nota de estos 5 remedios caseros para limpiar los cristales Foto: bigstock
Manuela Martín

Foto: Bigstock

Miércoles 3 de febrero de 2021

2 minutos

Aunque en nuestros supermercados hay multitud de productos para dejar nuestros cristales impecables, lo cierto es que hay remedios caseros que además de ser más económicos y naturales, pueden dejar nuestras ventanas incluso mil veces mejor y con menos esfuerzo. Toma nota.

Toma nota de estos 5 remedios caseros para limpiar los cristales Foto: bigstock
  • Amoniaco: sin duda es el producto estrella para limpiar nuestros cristales y dejarlos relucientes. Se trata de un producto desengrasante y con un gran poder limpiador. ¿Cómo lo hacemos? Es tan sencillo como verter un chorro de amoniaco en un cubo con agua. A continuación, introduce la bayeta, escúrrela bien y comienza a limpiar los cristales. Finalmente, pasa un trapo seco. En el caso de las ventanas te aconsejamos que limpies el interior en una dirección y el exterior en otra, para así poder detectar fácilmente si alguna zona no está lo suficientemente limpia.
     
  • Cebolla o patata: parte uno de estos dos alimentos por la mitad y frota sobre la superficie. Después de 5 minutos, aclara con un paño mojado en agua caliente y vinagre. Utiliza papel de periódico para secar. Si usas cebolla, su fuerte olor puede actuar como repelente de insectos, algo muy útil especialmente en los meses de más calor.
     
  • Vinagre: se trata de otro de los productos estrella en la limpieza de multitud de zonas de nuestro hogar. La mejor forma de limpiar con este producto es haciendo una mezcla de agua y vinagre e introducirlo en una botella con aerosol. Pulveriza toda la superficie y sécalo con un trapo limpio. Si lo deseas, para una limpieza más profunda, añade un poco de zumo de limón.
     
  • Alcohol: mezcla agua con un poco de alcohol en un barreño. Moja la bayeta en esta disolución y ¡adelante! Para secar puedes utilizar un trapo seco o bien un trozo de papel de periódico. Verás como tus cristales estarán impecables. Otra opción es mezclar alcohol, vinagre y zumo de limón. Sin duda una buena mezcla para, además de limpiar, desinfectar.
     
  • Maicena: una mezcla de maicena con vinagre blanco es una solución perfecta para limpiar los cristales más sucios. También es una buena opción para los espejos.

Otros consejos para una limpieza perfecta

  • Utiliza trapos o bayetas que no suelten pelusas.
  • Limpia cuando el sol no incida directamente.
  • Haz los movimientos de arriba-abajo.
  • Pon una toalla en el suelo para evitar ensuciarlo.

Esperamos que con estos trucos ahorres tiempo y dinero y, lo más importante, tus cristales brillen como nunca.