Practicopedia

Remedios caseros para luchar contra el mal aliento

Manuela Martín

Martes 3 de noviembre de 2020

1 minuto

Una mala higiene bucal, ciertos alimentos o enfermedades pueden estar detrás de la halitosis

aliento
Manuela Martín

Martes 3 de noviembre de 2020

1 minuto

Una mala higiene bucal, el consumo de ciertos alimentos o ciertas enfermedades o patologías pueden estar detrás de la halitosis o mal aliento. Para reducir este problema existen algunos remedios caseros que vamos a tratar de detallarte a continuación.

  • Perejil: esta planta posee clorofila, sustancia también presente en caramelos, chicles o pastas te dientes. Masticar perejil con un poco de vinagre puede ayudarnos a prevenir el mal aliento.
  • Limón: enjuagarnos la boca con un poco de zumo de limón puede ser también de gran ayuda.
  • Bicarbonato de sodio: ya hemos destacado las mil y una propiedades de este producto en la higiene y limpieza. En este caso, nos ayudará a eliminar las bacterias que residen en la boca y que provocan el mal aliento. El remedio consiste en mojar el cepillo de dientes en una solución de agua y bicarbonato y frotar posteriormente por toda la boca.
  • Vinagre: tomar un vaso de vinagre cada noche para disminuir el PH de la boca y evitar que las bacterias proliferen, causantes del mal aliento.
  • Té de ortiga: nos ayudará a eliminar el olor a ajo y cebolla.

Además, para luchar contra el mal aliento te recomendamos que bebas abundante agua, ya que la sequedad bucal puede provocar bacterias causantes del mal olor. Para el incremento de saliva puedes tomar alimentos como granos enteros de arroz integral, vegetales de color verde y naranja, frutas, pescado, hinojo o nueces.

Dentro de la higiene bucal es muy importante el uso del hilo dental para una limpieza profunda y completa, así como la limpieza de la lengua.

 

La higiene es vital en la salud bucodental de las personas mayores

 

Una alimentación sana en la que evitemos ingerir grandes cantidades de alimentos de alta fructosa nos ayudará a disminuir el mal aliento. Tanto los ácidos como los azúcares incrementan la producción de bacterias y el mal aliento. Una dieta pobre en hidratos de carbono podría provocar mal aliento por ello es importante consumir pasta, cereales, arroz, pan, legumbres o patatas.

Al igual que cambiamos las esponjas con cierta frecuencia, recuerda la importancia de cambiar también de cepillo cada 2 o 3 meses como mucho.

Además, para evitar la aparición del mal olor, te aconsejamos que no pases muchas horas sin comer.

Como decíamos, la halitosis puede esta causada por algunas enfermedades como sinusitis crónica, bronquitis, diabetes o problemas en el hígado o los riñones, por ello, como siempre te indicamos, si esta afección es persistente, lo mejor es que consultes con tu médico para un buen diagnóstico.

Escribe tu comentario aquí 0
0

No hay comentarios ¿Te animas?