Pensiones

Las pensiones no contributivas siguen sin llegar a 500 euros, pese a la última subida del 15%

Pepa Montero

Foto: Europa Press

Sábado 17 de septiembre de 2022

7 minutos

Un jubilado no contributivo cobra 478,13 euros mensuales: ni la mitad del SMI

Las pensiones no contributivas siguen sin llegar a 500 euros, pese a la última subida del 15%
Pepa Montero

Foto: Europa Press

Sábado 17 de septiembre de 2022

7 minutos

Pensiones de miseria: las pagas no contributivas han subido 44 euros al mes en ocho años

 

En el mes de agosto, en España se han abonado un total de 446.822 pensiones no contributivas, según reflejan las estadísticas de las nóminas que acaba de publicar el Instituto de Mayores y Servicios Sociales (Imserso), lo que significa que el número de beneficiarios se mantiene casi idéntico (-0,04%) al de julio. El coste bruto para el Estado ha ascendido a 222,15 millones de euros. Estas prestaciones son aquellas que se conceden a personas que no han cotizado el mínimo de 15 años que exige la Seguridad Social para acceder a una contributiva.

El importe de la pensión no contributiva media (promediando las dos clases existentes: jubilación e invalidez) se sitúa en 497,19 euros en agosto, de acuerdo a estos datos. Más en detalle, quienes reciben una paga no contributiva de jubilación cobran de media 478,13 euros al mes, en tanto que los perceptores de una pensión no contributiva de invalidez reciben de media 525,59 euros. La mayor cuantía de las pagas de invalidez se debe, entre otras razones, a que existen 38.259 beneficiarios de invalidez a los que se les ingresa el complemento del 50% por necesidad de otra persona, además de porque "el montante a percibir en nómina por atrasos es mayor al ser más compleja la gestión y, por ende, el plazo de resolución", explica el Imserso.

 

 I M P O R T E S  M E D I O S  P E N S I O N E S  N O  C O N T R I B U T I V A S

importe PNC jubilacion agosto 2022
Fuente: Imserso

 

Los datos oficiales constatan pues que el importe de las pensiones no contributivas sigue hundido, incluso después de haberse revalorizado un 4,6% a primeros de año, y de la subida extra del 15% que aprobó el Gobierno en junio, como medida temporal y de choque, para paliar los efectos de la inflación desbocada. Hay que recordar que la Ley 22/2021, de 28 de diciembre, de Presupuestos Generales del Estado para el año 2022 y el Real Decreto 65/2022, de 25 de enero, sobre actualización de las pensiones  públicas para 2022, establecieron una revalorización del 4,6%, en la que se incluyen el 3% inicial decidido, más la desviación del 1,6% sobre el IPC previsto durante el período diciembre 2020-noviembre 2021. 

A pesar de estas revalorizaciones experimentadas en el curso de 2022, la realidad es que tanto la pensión no contributiva media (497,19 euros al mes) como la no contributiva de jubilación (478,13 euros mensuales) continúan sin llegar a los 500 euros, lo que significa que no alcanzan ni a la mitad del importe del Salario Mínimo Interprofesional (SMI), que este año está establecido en 1.000 euros mensuales.

Y quienes más lo sufren son las mujeres, con una edad comprendida entre los 70 y los 79 años, que son según el Imserso el perfil de perceptores de las pensiones no contributivas de jubilación.

Pagas de miseria frente a una inflación del 10,5%

La penuria de los pensionistas no contributivos viene de lejos, según confirman los datos del Imserso. De hecho, los últimos ocho años completos que se pueden comparar, las cuantías medias de estas pensiones han subido un 12%, pasando desde los 369,72 euros mensuales que suponían en 2013, hasta los 414,03 euros que representaban en promedio al cierre de 2021. Más en detalle, el incremento en dinero contante y sonante es de solo 44 euros mensuales a finales de 2021 respecto a 2013, una suma irrisoria que no da ni para pagar un recibo de la luz medio.

Estos datos se extraen del informe Evolución de las nóminas 2015-2021 (ver gráfico inferior), donde se detalla la evolución de número de beneficiarios, clases de pagas, cuantías, coste de las nóminas, porcentajes de incremento, etc. 

La insuficiente cuantía de estas pagas se ha hecho aún más evidente en la situación actual de precios de consumo disparados, sobre todo las facturas de electricidad y gas, que incrementan el esfuerzo económico para mantener la vivienda, y la subida inusitada de los alimentos de la cesta de la compra básica. Hay que recordar que la inflación en agosto es del 10,5% anual, es decir, pensionistas y trabajadores soportan un encarecimiento del 10,5% con respecto al nivel de vida de un año antes.

 

IMPORTE MEDIO MENSUAL ABONADO AL PENSIONISTA NO CONTRIBUTIVO

PNC 2013 17
PNC 2018 2021
Fuente: Imserso

Quiénes pueden cobrar estas pensiones

Para poder acceder a una pensión no contributiva es preciso cumplir con una serie de requisitos, que el Imserso detalla en su web. Entre los principales, figuran éstos:

-Edad y residencia. La edad requerida son los 65 años o más, y en cuanto a la residencia, es imprescindible residir en territorio español y haberlo hecho durante un período de diez años, en el período entre la fecha de cumplir los 16 años y la de devengo de la pensión (de ellos, dos han de ser consecutivos e inmediatamente anteriores a la solicitud).

-Carecer de ingresos suficientes. A efectos de cobrar una pensión no contributiva, se entiende que existe carencia cuando las rentas o ingresos personales, en cómputo anual para 2022, sean inferiores a 5.899,60 euros anuales. No obstante, si las rentas o ingresos personales son inferiores a 5.899,60 euros anuales y se convive con familiares, únicamente se cumple el requisito cuando la suma de las rentas o ingresos anuales de todos los miembros de su unidad económica de convivencia, sean inferiores a las cuantías que se recogen más adelante (ver tablas abajo).

Existirá unidad económica de convivencia en todos los casos de convivencia del beneficiario con otras personas unidas con aquel por matrimonio o por lazos de parentesco de consanguinidad o adopción hasta el segundo grado. El parentesco por consanguinidad hasta el 2º grado alcanza a: padres, abuelos, hijos, nietos y hermanos del solicitante.

En el caso de convivencia sólo con su cónyuge y/o parientes consanguíneos de segundo grado, los ingresos deben ser inferiores a:

ingresos PNC imserso 1
Fuente: Imserso

 

Si entre los parientes consanguíneos con los que convive se encuentra alguno de sus padres o hijos, éste es el tope de ingresos:

ingresos PNC imserso convivientes consanguineos
Fuente: Imserso

 

-Incompatibilidades. Una pensión no contributiva de jubilación es incompatible con la no contributiva de invalidez, con las pensiones asistenciales, reguladas en la Ley 45/1960, de 21 de julio, por la que se crean determinados Fondos Nacionales para la aplicación social del Impuesto y del Ahorro, y suprimidas por la Ley 28/1992, de 24 de noviembre, de Medidas Presupuestarias Urgentes y con los subsidios de garantía de ingresos mínimos y por ayuda de tercera persona contemplados por el Real Decreto Legislativo 1/2013, de 29 de noviembre, por el que se aprueba el Texto Refundido de la Ley General de derechos de las personas con discapacidad y de su inclusión social, así como con la condición de causante de la asignación familiar por hijo a cargo mayor de 18 años y con discapacidad igual o superior al 65%.

Sobre el autor:

Pepa Montero

Pepa Montero

Pepa Montero es redactora especializada en temas de economía. Ha trabajado en medios como El Economista y La Gaceta de los Negocios. Es autora del libro de relatos La casa de las palmeras (Azul como la Naranja, 2013).

… saber más sobre el autor