Gastronomía

¡Oído cocina! Una crema y una sopa fría para los días más calurosos

Victoria Herrero

Foto: Bigstock

Sábado 1 de junio de 2019

2 minutos

Durante el verano es importante hidratarnos, consumir más frutas y optar por platos sencillos

Una crema y una sopa fría para los días más calurosos

Con la subida de las temperaturas a uno le apetecen recetas más frescas para soportar ese calor. Pero no solo se trata de una cuestión culinaria, sino que por salud es importante adecuar nuestra alimentación a esos días de verano. Por eso, desde la Sociedad Española de Endrocrinología y Nutrición (@TuendocrinoSEEN) recomiendan consumir más vegetales y frutas que además nos aportan hidratación, moderar el consumo de carnes rojas y apostar por alimentos frescos, eliminar de nuestro menú las bebidas calóricas, moderar la ingesta de comida y preparar platos sencillos y nutritivos. Y en este último punto, las cremas y sopas frías son la mejor opción. 

Saludables, ricas y sobre todo sin complicaciones a la hora de elaborarlas, te damos 2 recetas con las que refrescarás tu verano de la forma más sabrosa.

Sopa de tomate con albahaca

No. No es un gazpacho. Es algo así como su prima hermana con el maravilloso tomate como protagonista indiscutible de este plato. Además, para hacer esta sopa tan resfrescante necesitarás:

  • Mozzarela.
  • 1/4 de litro de agua.
  • Albahaca, aceite, vinagre de jerez, sal y pimienta.

Lo primero que haremos con los tomates será escaldarlos en agua hirviendo; un truco para luego pelarlos con mayor facilidad. Una vez los sacamos de esa olla, los pasamos por agua fría y pasamos a quitarles tanto la piel como las pepitas. Los troceamos y los trituramos.

Prácticamente tendríamos lista nuestra sopa de verano. Ahora solo falta añadir las hojas de albahaca enteras o trituradas, echar un chorro de aceite de oliva, sazonar al gusto y darle un suave toque de pimienta y vinagre. El toque final de chef serán varios daditos pequeños de ese delicioso queso italiano. 

Crema de aguacate y calabacín

Nuestro querido amigo el aguacate nos vuelve a salvar un cena improvisada de lo más rica y ligera. Perfecta para un día de julio cuando el calor castiga hasta por la noche. Vamos a preparar esta crema de aguacate y calabacín que es perfecta como un primer plato acompañado de un par de frutos secos y un yogur natural. Por tanto, ten preparada la lista de la compra y no te olvides de estos ingredientes: 

  • Aguacates medianos.
  • Un par de calabacines grandes.
  • Una cebolla.
  • Yogur griego.
  • Medio litro de caldo vegetal.
  • Guindilla, aceite de oliva, sal y pimienta.

Si no nos falta nada, empezamos con la receta. Lo primero es picar la cebolla y el calabacín y saltearlos un par de minutos hasta que estén algo dorados. A continuación, añadimos el caldo y dejamos cocer otros 5 minutos. Mientras tanto podemos ir pelando y troceando los aguacates que añadiremos a esa sartén junto con el yogur, la sal, la pimienta y algo de aceite. Trituramos todo muy bien. Para lograr una textura menos densa puedes añadirle caldo o agua. 

Por último, apunta nuestro truco secreto: servir con un toque de guindilla para darle ese gusto picante tan particular. ​

0

No hay comentarios ¿Te animas?