Cartas al director

Auxiliar de ayuda a domicilio: viviendo casi en la mendicidad

Nelly García García

Lunes 4 de julio de 2022

2 minutos

Las trabajadoras de ayuda a domicilio se manifiestan al grito de "la dependencia no es un negocio"
Nelly García García

Lunes 4 de julio de 2022

2 minutos

Cartas al director (cintillo)

 

Tengo 68 años y nací en Colombia, pero tengo nacionalidad española desde 1998. Llegó a Barajas una hermosa joven con una guitarra, un cuaderno de notas, un lápiz y una mochila llena de ilusiones y ganas de contribuir para ayudar a que el mundo sea un poco mejor. Y lo he cumplido. Desde que llegué, estoy trabajando, no he parado ni un día. Dos años cuidando ovejas en el campo de 5 de la mañana a 12 de la noche. Las mujeres del pueblo no soportaron verme en el campo y me pagaron un curso de auxiliar de ayuda a domicilio, desde entonces estoy trabajando en este sector en residencias, hospitales y donde me llamen.

Sin embargo, me encuentro en una situación muy precaria, casi en la mendicidad. Los sueldos que pagan a las auxiliares de ayuda a domicilio son deprimentes, y eso que nos dejamos la espalda y las energías. Yo me encuentro en una situación de pobreza absoluta después de haber trabajado en España cuidando enfermos 24 horas. Tengo destrozada la espalda y solo sumo 12 años cotizados porque muchas personas a las que cuidaba no tenían cómo pagar la Seguridad Social, y por no dejar al enfermo abandonado a su suerte trabajé sin estar dada de alta. Los últimos dos años, cobrando 400 euros al mes por un trabajo de 24 horas con una señora encamada que pesa 95 kilos.

Lo único que sé es que he hecho lo correcto, un favor muy grande a la comunidad. He prestado toda mi ayuda a enfermos y creo que a estas alturas de mi vida merezco todo el respeto del mundo y poderme jubilar con una pensión digna. 

Las auxiliares de ayuda a domicilio, las empleadas del hogar y los cuidadores de enfermos estamos completamente abandonados por el sistema. Sin embargo, las empresas privadas se están forrando mientras los trabajadores nos morimos de hambre.


Si eres lector o lectora de 65YMÁS y quieres denunciar cualquier situación de la que hayas sido testigo, dar tu opinión sobre cualquier tema de actualidad o sobre cualquier circunstancia que te afecte, puedes enviarnos una carta a nuestro diario. Es muy sencillo. Sólo tienes que entrar en CARTAS AL DIRECTOR o rellenar este formulario:

Carta director

Sobre el autor:

Nelly García García