Consejos

Cómo de beneficioso es caminar descalzo por la playa: consejos y recomendaciones

María Bonillo

Foto: Bigstock

Miércoles 17 de agosto de 2022

4 minutos

Son beneficiosos para personas de cualquier edad, aunque hay excepciones

Cómo de beneficioso es caminar descalzo por la playa: consejos y recomendaciones. Foto: Bigstock
María Bonillo

Foto: Bigstock

Miércoles 17 de agosto de 2022

4 minutos

En verano llegan los largos días en la playa, y lo más natural cuando estamos allí es caminar descalzos por la arena, ya sea para tomar el sol, bañarnos o incluso practicar deporte, por la arena blanda o por la orilla. Son muchos los beneficios que esta práctica nos proporciona, aunque también hay algunos inconvenientes que debemos tener en cuenta. 

Lo primero que debemos recordar es que los pies también se queman y la arena no siempre puede resultar beneficiosa. En concreto, desde Podoactiva (@Podoactiva) recomiendan evitar las horas centrales del día para caminar por la playa, decantándonos mejor por el principio o el final del día, no solo por el sol que recibiremos, sino también por la temperatura de la arena. 

El dorso de los pies suelen ser una de las partes más olvidadas a la hora de echarnos crema, pero también la necesitan, ya que se trata de una zona sensible que además no mantenemos expuesta al sol durante el resto del año al llevar calzado cerrado. Otra de las recomendaciones que hacen es la de prestar atención por dónde pisamos, ya que las playas no siempre están lo suficientemente limpias y libres de objetos, los cuales podrían provocarnos algún corte o lesión. 

Beneficios de pasear por la playa

Los paseos por la playa son beneficiosos para personas de cualquier edad, siempre y cuando se realicen con moderación y cuidado. Algunos de ellos son: 

  1. Tiene efectos positivos para nuestros pies, al ser de las zonas con más terminaciones nerviosas, la arena es la superficie ideal para que se produzca una estimulación, en particular al sistema cardiovascular.
  2. Reduce el riesgo de padecer enfermedades cardíacas y diabetes tipo 2, entre otras muchas enfermedades.
  3. Disminuye el riesgo de ser hipertensos y mejora la capacidad aeróbica.
  4. Favorece una mejor recepción de oxígeno gracias a la humedad del mar y a su baja presión.
  5. Disminuye la ansiedad y el estrés, al tiempo que mejoran los vínculos sociales y la autoestima y reducen las tensiones corporales y el negativismo.
  6. Favorece el buen funcionamiento de nuestros músculos y fortalece huesos y articulaciones, tonificando a la vez la musculatura.
  7. Facilita el retorno venoso y mejora la hinchazón de las venas gracias a la irregularidad de la arena. 
  8. Es un excelente exfoliante natural.
Cómo de beneficioso es caminar descalzo por la playa: consejos y recomendaciones. Foto: Bigstock

Caminar por la arena seca

Hay que tener en cuenta el cambio que supone caminar por una superficie u otra. Hacerlos por la arena blanda y seca, una superficie con una alta capacidad de absorción, inestable e irregular, requerirá de toda nuestra musculatura, haciendo que el esfuerzo sea mayor para mantener la estabilidad. 

En este caso, obtendremos beneficios para rehabilitación o fortalecimiento de ciertas estructuras, pero en otros casos puede ser el causante de lesión, ya que aunque la alta capacidad de amortiguación que presenta es beneficiosa para proteger nuestras articulaciones de los impactos, también genera una mayor tensión, tanto en la planta del pie como en la musculatura de la parte de atrás de la pierna.

Caminar por la arena húmeda

Caminar por la orilla, la arena húmeda, es totalmente distinto, ya que esta parte presenta una mayor consistencia, y por lo tanto no tendremos el problema del hundimiento del pie, el aumento de tensión muscular ni el problema de la inestabilidad al ser la arena mucho más compacta y estable.

El mayor inconveniente que nos podemos encontrar al caminar por esta zona es la inclinación. Si caminamos desequilibrados, obligaremos a nuestras articulaciones a trabajar en una angulación que no es normal para ellas, forzando a una pierna a soportar más peso que la otra, mientras que uno de nuestros tobillos tendrá que caminar doblándose hacia fuera y el otro lo hará doblándose hacia dentro.

Para algunas personas caminar por la playa descalzos puede ser más beneficioso que para otras, en cualquier caso, es recomendable terminar esta práctica hidratando la piel de nuestros pies con cremas específicas para ello. 

Sobre el autor:

María Bonillo

María Bonillo, periodista.

… saber más sobre el autor