Salud

Ya son 14 las farmacias cerradas en Madrid por el contagio de coronavirus de sus trabajadores

Antonio Castillejo

Jueves 26 de marzo de 2020

2 minutos

Las bajas del personal se han triplicado en la última semana y alcanzan al 7% de las plantillas

Farmacia

El Colegio Oficial de Farmacéuticos de Madrid (COMF) ha denunciado "el goteo de cierres de oficinas de farmacia en la Comunidad de Madrid" que, asegura, sucede como consecuencia de la transmisión masiva del coronavirus COVID-19 entre la población. El número de farmacéuticos que han comunicado hasta la fecha el cierre temporal de sus establecimientos se sitúa ya en 14, diez más que el jueves pasado. Se trata de ocho farmacias en la capital y seis en otros municipios de la región, informa el Colegio

Asimismo explica el organismos que reúne a los farmacéuticos madrileños que "se está produciendo un incremento en el número de bajas laborales por incapacidad temporal que está poniendo en riesgo la continuidad de la prestación farmacéutica a los ciudadanos en algunas oficinas de farmacia". Y es que la gestión de bajas se ha triplicado en la última semana y alcanza al 7% de la plantilla de trabajadores de las oficinas de farmacia, según la muestra de datos recopilados por el servicio de Consultoría Laboral de la sociedad mercantil COFM31, que constata también las dificultades que la Seguridad Social está encontrando para mantener el registro al día.

COFM

Otro indicador que revela las crecientes dificultades que afronta la red de 2.882 farmacias de la Comunidad de Madrid es "la solicitud realizada por parte de un centenar de farmacias de reducir horario para cerrar a las 20:00 horas, en lugar de a las 21:30 horas. Una decisión que está afectada por la incapacidad de garantizar turnos para cubrir el horario ampliado de 12 horas como resultado de las bajas laborales por enfermedad".

El presidente del COFM, Luis González Díez, reitera su llamamiento para que “las autoridades sanitarias no se olviden de las oficinas de farmacia y doten a sus profesionales de material de protección, como mascarillas, guantes, batas impermeables o protectores oculares, con el fin de que los farmacéuticos no se conviertan en un vector más de transmisión del virus y puedan seguir prestando sus servicios a la población durante todo el tiempo que dure el confinamiento decretado por el Gobierno”.

Mascarillas distribuidas entre los farmacéuticos de Madrid

El Colegio también apunta que por su parte "está haciendo todo lo que está en su mano para hacer llegar a los farmacéuticos estos medios de protección". Unos medios que, por el momento se ha reducido a que los repartidores de Cofares, el mayor almacén farmacéutico de España, tres mascarillas por farmacia, que se corresponden con un lote de 10.000 recibidas en el Colegio por parte de la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid.

En el COFM son conscientes de la insuficiencia de esta medida, más aún cuando en muchísimas farmacias madrileñas trabajan más de tres personas y reconocen que "solo se trata de un grano de arena",  por ello "la corporación reitera a las autoridades sanitarias y políticas la necesidad de garantizar este suministro a los profesionales de las oficinas de farmacia".

0

No hay comentarios ¿Te animas?