Medicina general

Cómo se realiza una mastectomía

Noelia Hontoria

Foto: Bigstockphoto

Martes 11 de febrero de 2020

2 minutos

Hay diferentes tipos de mastectomía dependiendo del tipo de cirugía y cantidad de tejido a extraer

Cómo se realiza una mastectomía

La mastectomía se realiza en la mayoría de los casos cuando existe un cáncer de mama que no se puede tratar mediante otras soluciones. Aunque habitualmente se relaciona con la extirpación total del seno, no siempre tiene que ser así.

Te contamos cómo se realiza una mastectomía, las diferentes formas de llevarla a cabo y qué esperar de la operación.

Tipos de mastectomía y cómo se realizan

Para realizar una mastectomía se suele necesitar anestesia general y la duración es en torno a 60 – 90 minutos. En primer lugar, se hace una incisión elíptica alrededor del pecho y se extraen las partes necesarias, en función del tipo de mastectomía que se vaya a realizar. Todo lo que se quite mediante esta operación será analizado posteriormente en un laboratorio. Si se va a realizar una reconstrucción, ahora es el momento. En el momento de finalizar la intervención, se cerrará la incisión con puntos y, en caso de que el doctor lo vea necesario, se colocarán dos pequeños tubos que servirán para drenar líquidos que pueden aparecer tras la cirugía.

La operación varía en función del tipo que se realice. La más sencilla y la que prácticamente todos los pacientes prefieren siempre que sea segura y que se puede llevar a cabo es la mastectomía parcial. Consiste en preservar la mama, pero extirpando el tumor y un poco de tejido.

Cuáles son los mitos más comunes e ideas equivocadas acerca del cáncer

Cuando es necesario eliminar el seno al completo (junto con la areola y el pezón), se llama mastectomía total o simple. Se suele aplicar en casos en los que el tumor se ha detectado en una fase temprana y está bien localizado. En estos casos, se puede optar por una reconstrucción en el momento de la operación o después.

SI el médico te propone una mastectomía radical esta implica extirpar, además del seno, los músculos torácicos y los ganglios de la axila, para evitar que se extienda el tumor.

Por último, la mastectomía preventiva se realiza antes de se desarrolle el tumor en sí, pero en casos de mujeres con alteraciones genéticas importantes, como BRCA1 y BRCA2 o con antecedentes familiares determinantes.

Tras la cirugía, se considera normal sentir dolor y molestias en la zona, que estará cubierta por un vendaje. Es vital seguir las recomendaciones médicas de recuperación en cuanto a medicación, cuidados y regreso a consulta.

0

No hay comentarios ¿Te animas?