Preguntas

¿Cuál es la diferencia entre los triglicéridos y el colesterol?

Verónica Mollejo

Foto: Bigstockphoto

Domingo 8 de septiembre de 2019

2 minutos

Los triglicéridos almacenan las calorías que no utilizamos y nos proporcionan energía

¿Cuál es la diferencia entre los triglicéridos y el colesterol?

Todo el mundo sabe en qué consiste el colesterol. Tal y como explican desde la Fundación Hipercolesterolemia Familiar (@FHFamiliar), se trata de una sustancia similar a la grasa que reside en las membranas celulares del organismo y que se encarga de “fabricar hormonas, ácidos biliares, vitamina D y otras sustancias. Sin embargo, el aumento del colesterol en la sangre y su depósito en las arterias puede ser peligroso y producir ateroesclerosis”, que es un estrechamiento o endurecimiento de las paredes de las arterias.

Aunque sea una patología que genera cierta preocupación y animadversión, el colesterol también puede ser bueno pues, como acabamos de ver, las lipoproteínas de alta densidad que lo constituyen tienen la responsabilidad de recoger el colesterol de los tejidos y transportarlo al hígado para su posterior eliminación a través de la bilis.

No obstante, el colesterol convive con otra sustancia que también resulta fundamental para nuestra salud y que la población no conoce tan en profundidad. Hablamos de los triglicéridos, otro tipo de grasas presentes en los alimentos y que nuestro hígado también produce, aunque en menor medida. ¿Cuál es la diferencia entre ambos elementos?

Colesterol o triglicéridos

Dos tipos de grasas, pero con funciones diferentes

Los triglicéridos “circulan en la sangre mediante unas lipoproteínas que se producen en el intestino y en el hígado y se transportan a los tejidos donde se utilizan como una reserva de energía para cubrir las necesidades metabólicas de los músculos y el cerebro”, explican también desde la Fundación Hipercolesterolemia Familiar. Es justo aquí donde reside su principal diferencia. Mientras que el colesterol se emplea para producir células y ciertas hormonas, los triglicéridos tienen una función totalmente distinta: almacenar las calorías que no usamos y utilizarlas para proporcionar energía al organismo

Por otro lado, como ya hemos visto en su definición, el cuerpo requiere la ingesta de alimentos ricos en triglicéridos para disfrutar de sus ventajas y obtener la dosis adecuada. En cambio, el propio cuerpo se encarga de fabricar el colesterol, aunque su presencia en el organismo puede aumentar considerablemente con ayuda de la dieta

En cuanto a los problemas de salud vinculados a unos niveles demasiado altos de estos dos tipos de grasas, las enfermedades cardiovasculares predominan en ambos casos, aunque el colesterol reviste mayor riesgo. Sin embargo, en el caso de los triglicéridos, uno de los problemas más habituales es la aparición de una pancreatitis aguda, “una enfermedad caracterizada por la inflamación del páncreas, que cursa con dolor abdominal importante, y que somete al sujeto que la padece a un alto riesgo de morir en poco tiempo si existen complicaciones de este proceso”, alertan desde el servicio de salud del Gobierno de La Rioja (@riojasalud).

0

No hay comentarios ¿Te animas?