Sociedad

¿Cuáles son las multas de tráfico más caras que te pueden poner?

Marta Vicente

Lunes 14 de junio de 2021

5 minutos

6.000 euros y 6 puntos del carnet te puede costar cometer una infracción muy grave

¿Cuáles son las multas de tráfico más caras que te pueden poner?
Marta Vicente

Lunes 14 de junio de 2021

5 minutos

Da igual que seas conductor ocasional o habitual, que tengas un vehículo diesel o eléctrico, todos odiamos las multas de tráfico por igual. Es lógico, no dejan de ser un castigo que Tráfico te impone por saltarte las normas de circulación. Sin embargo, las sanciones que más duelen a tu bolsillo se dan cuando cometes las llamadas infracciones muy graves, que acarrean las multa más caras y la mayor retirada de puntos del carnet.

Usar un inhibidor de radares

Avisar de la ubicación exacta de un radar fijo es legal. Sin embargo, utilizar dispositivos que rastrean los radares móviles es una infracción muy grave. En concreto, un inhibidor, además de localizar los radares, es capaz de anularlos, lo que hace que estos aparatos estén más castigado por la ley que los detectores. Su uso está sancionado con una multa de hasta 6.000 euros y la pérdida de 6 puntos del carnet. Además, el taller que instala el inhibidor también puede ser multado con hasta 30.000 euros.

Circular sin seguro

Tratar de ahorrar unos euros dejando sin seguro al vehículo que usamos poco, no dar de baja en Tráfico un coche cuando nos desprendemos de él o abandonar una moto averiada en un polígono por no llevarla al desguace, son decisiones que pueden causar muchos más problemas de lo que algunos conductores creen.

Las consecuencias de estas prácticas pueden ser muy graves, ya que los propietarios que no contratan el seguro obligatorio pueden ser sancionados con multas de hasta 3.000 euros. Los coches abandonados o que no circulan tampoco se libran de la obligación de contar con un seguro y pueden recibir fuertes sanciones por incumplir las normas.

Superar la tasa de alcoholemia o positivo en estupefacientes

Las multas por alcoholemia varían tanto en importe como en los puntos retirados en función de la tasa de alcohol detectada en la sangre. Haber bebido y estar al volante es algo muy grave por lo que incluso puede acarrear penas de cárcel. Estas son las sanciones aplicadas a las diferentes tasas de alcohol.

 

¿Cuáles son las multas según las tasas de alcoholemia?
  • De 0,25 a 0,50 mlg/l - 500 euros y 4 puntos. 
  • De 0,50 a 0,60 mlg/l - 1.000 euros y 6 puntos.
  • Reincidentes 1.000 euros y de 4 a 6 puntos.
  • Más de 0,60 mlg/l  es considerado delito penado con tres a seis meses de prisión, así como la privación del derecho a conducir durante un período de tiempo entre uno y cuatro años.

Lo mismo ocurre si el conductor da positivo en estupefacientes: la multa es de hasta 1.000 euros y la retirada de seis puntos del carnet.

Exceso de velocidad y conducción temeraria

Conducir más rápido de lo debido sigue siendo la principal infracción por la que la policía nos puede dar el alto en un momento dado. Y es que, en ocasiones, hay conductores que confunden el centro urbano con una pista de carreras y pisan a fondo el acelerador del coche. Por poner un ejemplo, si un radar te pilla conduciendo a más de 55 kilómetros por hora en una calle señalizada a un máximo de 30 kilómetros por hora, la 'gracia' te puede salir cara: hasta 300 euros en algunas ciudades.

Las sanciones por exceso de velocidad van desde los 100 hasta los 600 euros y la retirada de hasta 6 puntos. Igualmente, si circulas por un carril prohibido o en sentido contrario te quitan los mismos puntos y tendrás que pagar entre 200 y 500 euros.

Cabe recordar que, en el caso contrario, tampoco se puede circular a una velocidad anormalmente lenta que entorpezca la marcha de otro vehículo. En este caso, la "receta" que nos puede extender el agente puede llegar a los 200 euros.

Conductor no identificado ante una infracción grave

Si un conductor comete una infracción y los agentes no pueden identificarlo, el importe de la sanción se incrementará según el tipo de infracción original. Es decir, si la infracción es leve, será el doble; mientras que, si la infracción original es doble, será el triple. A todo esto se le suma el hecho de que en ningún caso el conductor podrá beneficiarse de la reducción del 50%. 

Entonces, por ejemplo, si el conductor es multado por exceso de velocidad con 600 euros, la sanción pasaría a ser de 1.800.

Sobre el autor:

Marta Vicente

Marta Vicente Carmona es Graduada en Periodismo por la Universidad Rey Juan Carlos y Máster de Marketing Digital y en Edición y Postproducción Digital. Es redactora especializada en temas de sociedad y salud y tiene experiencia como Community Manager.

… saber más sobre el autor

  • Etiquetas
  • DGT