Internacional

La batalla por la herencia del millonario Douglas Tompkins, creador de The North Face

Teresa Rey

Foto: Wikimedia Commons

Jueves 5 de marzo de 2020

4 minutos

Su amor por la montaña le llevó a vender sus empresas para irse a vivir a la Patagonia

El millonario Douglas Tompkins, creador de la marca The North Face, dejó sus negocios por amor a la naturaleza

El nombre de Douglas Tompkins (1943​-2015) se asocia de forma inevitable a la marca de The North Face, especializada en equipación de alta montaña, que creó en el año 1966 junto a su esposa Susie. Sin embargo, empresario estadounidense hizo más que fundar una empresa dedicada al montañismo y la escalada, dos de sus pasiones. Su historia es la de un hombre que amaba profundamente la naturaleza y esto es lo que determinó el rumbo que tomaría en su vida y que le llevaría a realizar acciones altruistas en defensa del medio ambiente y de la salud ecológica del planeta.

Primer negocio

Este visionario nació en la ciudad de Conneaut (Ohio, Estados Unidos) en 1943. Su padre era un comerciante de antigüedades y decorador, y tal vez esa vena emprendedora fue lo que le motivó para erigir su primera empresa de éxito a la edad de 23 años. Durante 1960 y 1962 se dedicó a competir en carreras de esquí y también a hacer escalada en Colorado, Europa y América del Sur. De hecho, la primera empresa que fundó era un servicio de guías de escalada, en California. En esta etapa conoció a Susie Buell, con quién se casaría más tarde.

El siguiente paso fue la creación de The North Face, que en un principio solo se dedicaba a vender equipos de escalada y camping por correos. Poco a poco Tompkins y su mujer crearon un estándar de calidad para elaborar diseños enfocados al montañismo, mochilas y sacos de dormir. Fue el primero en desarrollar un modelo de tienda de campaña diferente a lo que se conocía hasta el momento, las conocidas como tiendas tipo iglú, en la que se eliminaba el poste de en medio y usando en su lugar varillas flexibles que empujaban hacia fuera la lona. Después este modelo fue copiado por otras marcas y es por ello que se hizo universal.

A pesar del éxito alcanzado en poco tiempo, ya que la marca triunfó con gran rapidez entre los alpinistas, el joven Douglas no estaba muy satisfecho. Su intención con la compañía era lograr de algún modo que la naturaleza fuera accesible a todo tipo de personas. Quería difundir el deporte en la montaña, el senderismo y todas las actividades vinculadas con este medio, que al fin y al cabo era su pasión. Una pasión que deseaba transmitir al mayor número de personas.

The North Face
Tienda The North Face (Bigstockphoto)

Un cambio

No obstante, tan solo dos años después a pesar de lo bien que le marchaba en el mundo empresarial decidió abandonar su empresa y la vendió, para dedicarse a lo que más le gustaba, la naturaleza, y estuvo realizando diversas actividades como la grabación de videos de aventura.

A continuación, con su mujer de aquel entonces lanzó una nueva marca de moda, que finalmente se llamó Espirit. Este proyecto comenzó a crecer de forma considerable, consiguiendo unas cifras de venta millonarias, lo que les llevó a establecer alianzas y acuerdos con distintos países en el año 1978. El empresario era el director de imagen, de modo que su tarea estaba enfocada a este ámbito, y esto hizo que conociera muy de cerca el mundo de la moda. Lo que fue descubriendo no le gustó. El impacto en el medio ambiente de la industria textil comenzó a preocuparle y se dio cuenta que su amor por las montañas no podía ser compatible con el trabajo que desempeñaba.

En el año 1989 vendió la parte norteamericana de Espirit, a la que ya era su exmujer Susie. Después, se desprendió de la sección internacional también.

Parque Pumalin
Parque Pumalín (Bigstockphoto)

Su pasión

A partir de este momento es cuando Tompkins comienza a dar un giro a su vida. Estaba enamorado de la Patagonia. La había conocido en uno de sus viajes y después de ello decidió que ansiaba pasar el resto de su vida en esta región del mundo. El sur de Chile fue su nueva residencia. Aquí se dedicó al activismo medioambiental y a la conservación de tierras.

En 1990, creó la organización Foundation for Deep Ecology, en defensa del medio ambiente, y en 1992 The Conservation Land Trust, para la protección de áreas silvestres, principalmente en Chile. Se hizo con gran cantidad de terrenos en el sur de Chile principalmente, y también en el sur y noreste de Argentina. En el año 1993 se casó con Kristine McDivitt, con la que llevó a cabo distintos proyectos de conservación. De hecho, gracias a sus actuaciones en la zona consiguió que el Parque Pumalín, de 300.000 hectáreas se abriera a los visitantes en algunas partes.

Desafortunadamente, el fundador The North Face sufrió un accidente en el año 2015 mientras viajaba en kayak, una actividad que le encantaba, en el lago General Carrera perteneciente a la Patagonia chilena. La embarcación volcó por el fuerte viento que hacía, de modo que Tompkins, con 72 años de edad cayó a las gélidas aguas y finalmente falleció a causa de una hipotermia severa.

Ahora, a pesar de no estar entre nosotros desde hace unos años, este amante de la Patagonia vuelve a estar de plena actualidad. Summer Tompkins, la hija menor del primer matrimonio del empresario, ha exigido que se la considere como heredera, ya que su padre no la incluyó en su testamento. Sin embargo, las leyes chilenas establecen que los hijos son legítimos herederos. El litigio comenzó en el año 2017, y se espera obtener un veredicto a mediados del presente año.

0

No hay comentarios ¿Te animas?